Mobile El móvil pone contra las cuerdas a la TV en la guerra por la atención de los millennials

millennials-movilSi hay un adjetivo que define a la perfección cómo es la atención de los usuarios en la actualidad, ese es "distraída". Sobre todo, entre los más jóvenes. Los millennials tienen a su disposición una cantidad cada vez más ingente de información a la que acceden a través de múltiples canales y dispositivos.

Pero ninguno ha cambiado tanto el panorama como lo ha hecho el móvil. Los smartphones han modificado por completo la forma no solo de informarnos sino también los mecanismos comunicativos y el entretenimiento. En este sentido, cabe destacar que el primer terminal, tal y como lo conocemos hoy en día, se lanzó en 2007. Apenas 10 años le han bastado para erigirse como el dispositivo dominante.

La agencia Carat ha profundizado en este nuevo escenario a través de su estudio CCS que permite conocer la relación de las tres generaciones más digitales (X. millennials y Z) con todos los puntos de contacto, como afectan en sus decisiones de compra y las actitudes que muestran hacia los mismos.

El primer aspecto que se ha analizado es la penetración de los móviles en estos tres grupos generacionales. En todos, el porcentaje se sitúa por encima del 99% posicionándose como el dispositivo prioritario a la hora de acceder a internet. En este último punto, los millennials se sitúan a la cabeza (84%) seguidos por la Generación X (77%) y la Z (73%).

El smartphone lo ha cambiado todo

La forma de conectarnos a la red de redes cambia de forma radical cuando disponemos de un smartphone, especialmente entre los más jóvenes. Los millennials y la Generación Z pasan a la semana más de 10 horas conectados a través del móvil y en los dos casos se convierte en su principal dispositivo de conexión. Llegando a superar los dos tercios del tiempo total de conexión en el caso de la Generación Z y más de la mitad en los millennials.

Unos datos que dejan claro que entre los propietarios de un teléfono inteligente este es el punto de contacto con mayor penetración a lo largo del día. Tan sólo la televisión mantiene su dominio en la franja de prime time (21:00 horas a 24:00 horas). Aunque tenemos que destacar que su liderazgo se ve reducido año tras año llegando a establecerse la diferencia en apenas cinco puntos entre los millennials.

A pesar de este pequeño reducto de apenas cuatro horas de reinado que aún ostenta la TV, nadie puede negar que la forma de consumir la misma ha cambiado. El 83% de los jóvenes de la Generación Z, el 80% de los millennials y el 70% de los de la Generación X que tienen un smartphone, lo utilizan de forma continuada cuando están viendo la TV.

grafico2

¿Qué actividades imperan?

Vemos que las principal actividad en todos los casos es consultar las redes sociales (más de un 50% de los millennials), la segunda es chatear sobre el contenido televisivo que están viendo ( 42% G.Z, 46% millennials y 27% G.X) siendo la tercera entrar en un buscador para encontrar más información sobre lo que ven en TV (32% G.Z, 44% Millennials y 33% Gen.X).

Unos porcentajes que demuestran que el smartphone se posiciona ya como la principal fuente de entretenimiento para los miembros de la Generación Z (62%) y para una parte muy importante de los millennials (44%). El porcentaje se reduce al 34% en el caso de la Generación X.

Las actividades que realizamos con nuestros smartphones van ahora mucho más allá de hablar o conectarnos a internet. La principal para todos los grupos de edad es realizar fotos o vídeos (88% G.Z, 87% millennials y 85% G.X), seguido por el acceso del email en los millennials y la Generación X, las redes sociales y enviar mensajes.

Es en el tipo de actividades con el móvil donde vemos el salto diferencial que supone la Generación Z. Ellos prefieren descargar aplicaciones, acceder a las redes sociales y utilizar buscadores. El uso del correo electrónico cae a la séptima posición.

¿Les importan a los jóvenes las últimas tecnologías?

Una nueva generación de usuarios móviles que se relaciona de forma completamente diferente con el dispositivo. El 70% de ellos declaran sentirse perdido sin él y el 76% lo considera una parte esencial de su vida social. Aunque esos niveles no son tan elevados también son remarcables en el caso de las dos generaciones anteriores.

El 61% de los millennials y un 51% de los integrantes de la Generación X consideran que el smartphone es una parte vital de su vida social, limitándose al 44% y 41% los integrantes de estas generaciones que se sienten perdidos sin su móvil.

El estudio finaliza poniendo el foco en si es necesario para los más jóvenes contar con los últimos terminales que se lanzan al mercado. Un hecho fundamental para el 71% de los miembros pertenecientes a la Generación Z que no dudan en afirmar que quieren el smartphone más moderno. El porcentaje desciende hasta el 44% en el caso de los millennials y se sitúa en el 40% si hablamos de la Generación X.

Los dispositivos móviles tienen y tendrán cada vez más un rol troncal en la vida de los consumidores. Como parte principal de su comunicación, ocio y productividad se ha convertido ya en un punto de contacto estratégico para las marcas. Es, además, en este nuevo territorio donde se están definiendo modelos de relación y comunicación en la que la industria publicitaria tendrá que reinventarse de nuevo para poder explotar el gran potencial de los dispositivos inteligentes.

Te recomendamos
En otras webs

Retail Marketing Forum

Low Post

reportaje a fondo

Maleta maxus

Compartir