Social Media Marketing Los 7 pecados capitales del social media que podrían enviarle al infierno del unfollow

pecados-capitalesLujuria, Gula, Codicia, Pereza, Ira, Envidia y Soberbia. Estos son los denominados como siete pecados capitales que todo buen cristiano debe evitar en su vida con el objetivo de educar su moral y no acabar en el temido infierno.

Aunque estamos ante unos vicios que se recogieron en las primeras enseñanzas del cristianismo, están tan vigentes a día de hoy como lo estuvieron hace más de 2.000 años. Y no sólo en lo que se refiere a nuestra forma de vivir. Estos pecados capitales los cometemos más de lo que deberíamos en nuestras carreras profesionales.

Muchas veces somos perezosos, tenemos envidia de nuestros competidores e incluso compañeros o pecamos de exceso de soberbia en más ocasiones de las que al resto le gustaría. Lo peor de todo, es que estamos trasladando estos pecados capitales a ámbitos tan protagonistas hoy en día como las redes sociales.

Hemos encontrado en Twitter esta divertida viñeta en la que se recogen los siete pecados capitales del social media. Vamos a ver una por una estas imperdonables acciones que podrían no gustar demasiado a nuestros seguidores:

1. Lujuria

“Vamos a pagar para conseguir seguidores y fingir que realmente les gusta nuestra marca”

Comprar seguidores es una de las peores prácticas que podemos realizar en redes sociales. No sirve de nada contar con un abultado número que no se va a traducir en ventas, recomendaciones o clics a nuestros contenidos.

Además, la compra de seguidores es como las mentiras, tiene las patas muy cortas y son muy fáciles de identificar dejando en mal lugar a su marca.

2. Pereza

“Podríamos tratar todas las redes sociales de la misma forma”

Los usuarios están presentes en varias redes sociales porque en cada una de ellas buscan cosas diferentes. Si se limita a volcar el mismo contenido en todas las plataformas en las que está presente sin adaptarlo a las necesidades específicas de cada uno de ellos, verá cómo se reduce rápidamente su número de seguidores.

3. Gula

“Llenaremos todos los timelines con spam”

No queremos que nuestro timeline de Twitter o muro de Facebook esté repleto de spam de una marca. No sea tan glotón intentando “comerse” todo el espacio del usuario. Es mejor apostar por la calidad a la cantidad.

4. Orgullo

“Somos increíbles. Por favor, haz retuit”

Tener estima por nosotros mismos no está mal pero nunca debemos menospreciar la competencia. Tenemos que destacar por nuestros logros y no por minar el trabajo y esfuerzo de otros.

5. Codicia

“Somos increíbles así que compra”

Por supuesto que hay que realizar llamadas a la acción pero las que sigan esta línea, créanos, harán que el usuario salga corriendo.

6. Envidia

“Vamos a acaparar todo aquello que sea tendencia”

Los hashtags o etiquetas que encontramos en las redes sociales son muy importantes a la hora de posicionar nuestros mensajes en estos canales de comunicación. Pero siempre con un sentido y coherencia. Nunca incluya todos los TT que están acaparando las conversaciones en Twitter ya esto hará que el usuario pierda el interés y más, si no están relacionados.

7. Ira

“¿Por qué no se ha generado engagement? ¡Es una orden!”

El compromiso con los usuarios en redes sociales es un proceso lento en el que la confianza y la escucha son vitales. Paciencia.

Te recomendamos
En otras webs

Retail Marketing Forum

Flooxer

reportaje a fondo aftershare

Enamorando al Consumidor

Compartir