Publicidad En este spot Morgan Freeman vuelve "como Dios" para saciar nuestro apetito espiritual

morgan freeman diosHace unos años Morgan Freeman interpretó a Dios en la película "Como Dios" y en su secuela "Sigo como Dios". Con el tiempo, su papel en esta saga se ha convertido en uno de los más recordados de su prolífica carrera, por lo que no es de extrañar que recientemente el actor aceptara acercarse de nuevo a la omnipotente figura religiosa de la mano de National Geographic Channel para la serie documental "The Story of God".

Pero lo cierto es que su papel poco o nada tiene que ver con su interpretación en las cómicas películas. El próximo 3 abril el canal estadounidense estrenará una serie de varios episodios en los que explora el concepto y la historia de Dios e intenta contestar a las preguntas que han tenido filósofos, teólogos y la humanidad entera durante miles de años a través de la potente voz de Morgan Freeman, que logra un efecto fascinante.

Como antesala del debut de la serie, National Geographic Channel ha lanzado un sobrecogedor spot -elaborado por la agencia creativa Holman + Hunt- que intenta transmitir el mensaje del documental. "Queríamos que el spot reflejara la naturaleza global de la serie -que se filmó en más de 20 ciudades y siete países-, así como la humanidad de las preguntas que hacemos en los episodios", dice Emanuele Madeddu, vicepresidente senior de estrategia y marca en National Geographic Channel.

El anuncio se abre con el Muro de las Lamentaciones -el sitio más sagrado del judaísmo que es vestigio del Templo de Jerusalén- en el que se ven instantáneas de ceremonias de todo el mundo de otras religiones, como el cristianismo o el Islam. Además, aparecen impactantes imágenes a cámara lenta, como la de un bombero salvando a una joven de una casa en llamas, la de un niño que reza para que sus futbolista meta un gol, o la de un piloto de motocross que mira hacia el cielo antes de jugarse la vida un arriesgado salto.

Chris Turner, director del film, ha explicado que su intención era “acentuar” esos pequeños momentos en los que el ser humano recurre a la oración como una respuesta “instintiva”, incluso cuando no hay sentimientos religiosos. En concreto, han intentado captar “la fracción de segundo de vulnerabilidad de la difícil situación de nuestros protagonistas” para transmitir que, en realidad, la fe es algo que tiene impacto directo en casi toda la sociedad moderna, incluso para aquellos que rechazan las instituciones religiosas.

"Esto no es sólo un espectáculo para los creyentes, es para cualquier persona que se haya preguntado si Dios existe", dice el director creativo de la agencia, Richard Holman. "Así que decidimos construir la campaña en la simple verdad humana de que, seamos religiosos o no, la mayoría de nosotros, en momentos de estrés, nos encontramos pidiendo ayuda hacia arriba. ¿Por qué es esto? ¿De dónde viene este instinto?".

Te recomendamos
En otras webs

Retail Marketing Forum

Low Post

dmexco

Maleta maxus

Compartir