Tendencias Bienvenidos a la sociedad postcrisis: el 34% de la población compra marcas baratas

ahorrarLa crisis económica ha modificado profundamente los hábitos de compra y consumo de los españoles. Los años de recesión y las dificultades que ha atravesado (y atraviesa) España han dado lugar a un nuevo perfil del consumidor en la sociedad que ahora muchos califican como "postcrisis".

Un escenario puesto de relieve por la investigación anual Mikroscopia 2016  desarrollada por MyWord a través de una macroencuesta de 8.500 entrevistas online en las que se analizan de forma minuciosa las microtendencias y hábitos de vida, consumo y compra.

Nos encontramos en un escenario en el que la economía consigue crecer ahora a un mayor ritmo que el marcado durante los últimos años pero, a pesar de los datos positivos, esta sociedad postcrisis no tiene apenas nada que ver con la que existía los años previos a la recesión. De acuerdo al citado estudio, vemos un predominio del empobrecimiento donde el 52% de los ciudadanos señala que la crisis económica ha hecho que descienda su clase social.

Cabe destacar que el 66% de los ciudadanos cree que la desigualdad social es uno de los problemas más acuciantes para el país. Pero estos años no sólo han cambiado la forma en la que consumimos sino que han modificado nuestros valores. En 2016 somos menos materialistas, más solidarios y ha aumentado nuestra empatía ante el sufrimiento ajeno.

Los resultados señalan que el 29% de la población afirma que da menos importancia a las cosas materiales mientras que un 18% de los españoles deja claro que ahora ayuda a los que lo necesitan. El porcentaje más alto lo encontramos en la gente que confiesa que los duros años vividos les han llevado a ponerse en la piel de sus semejantes y comprender su situación: 36%.

grafico2

Bienvenidos a la era del “consumidor ahogado”

Mikroscopia ponía de manifiesto en su estudio realizado el año pasado el nacimiento de un nuevo tipo de consumidor. Uno rebelde que amenazaba con abandonar las grandes marcas que ahora, en 2016, se encuentra inmerso en esa sociedad postcrisis de la que le venimos hablando en este artículo.

A día de hoy, el 34% de la población compra marcas más baratas. Este es el principal rasgo de ese consumidor “ahogado” cuya identidad queda perfilada por los siguientes rasgos:

- Azotado por la crisis

Un consumidor que ha sufrido ferozmente los efectos de la crisis económica. El 68% de estos señala que han perdido posición social hasta 24 puntos más que le resto de los consumidores.

- La máxima del ahorro

El 56% de los consumidores ahogados compara los distintos precios de las marcas a la hora de realizar sus compras. Buscan siempre la más barata, 23 puntos porcentuales más que el resto de consumidores. También ahorra en moda: un amplio 72% compra ropa que no sea cara, 23 puntos porcentuales más que el resto de la muestra.

Un pensamiento que se hace extensible a los servicios ya que el 35% afirma que no utiliza la calefacción para poder ahorrar.

- Nuevos valores postcrisis

Personas caracterizadas por la empatía, la austeridad y el espíritu crítico. Un 64% declara haberse vuelto más austero en los últimos años (hasta 31 puntos porcentuales por encima del resto de la muestra). El 45% ahora se pone más en la piel de otras personas y un 32% afirma que siente rechazo por las grandes empresas y multinacionales (14 puntos más que el resto de entrevistados).

- Exigentes con las empresas

El 90% de estos nuevos consumidores exige a las empresas que expliquen de forma clara sus productos y servicios (11 puntos por encima del resto de la muestra). Llama la atención que el 82% tiene muy claro que las compañías deberían destinar parte de sus beneficios a ayudas sociales (13 puntos por encima del resto de encuestados).

“Pese a que la economía española crece al ritmo más alto de los últimos años, con un aumento claro de la satisfacción ciudadana con las condiciones del país y con menos consumidores forzados al ahorro, la crisis ha transformado profundamente nuestra sociedad, como bien refleja el consumidor ahogado”, explica Belén Barreiro, directora de MyWord.

La sociedad postcrisis es dual: en ella convive una sociedad acomodada, confiada y optimista con otra azotada, desconfiada y emocionalmente dañada. Las marcas tienen por delante el reto de atender las demandas de dos Españas muy distintas’”, concluye Barreiro.

Te recomendamos
En otras webs

Reportaje TV

Geotargeting Mobile

#Miprimeravez con un youtuber

Entrevista a Paloma Triumph

Compartir