Checklists

5 claves para un marketing más ágil

5 claves para un marketing más ágilEn los últimos tiempos se ha hablado mucho de cómo debería responder el marketing ante los primeros signos de recuperación económica. La mejora, cuando llegue, marcará sin duda un cambio desde las actuales estrategias reactivas hacia un marketing proactivo. Y sin embargo no debemos confundirnos, la actividad de marketing tiene valor de negocio con independencia del clima económico y las organizaciones más eficientes son siempre aquellas capaces de identificar y adaptarse rápidamente al cambio.

Experian acaba de presentar su “Guía Para Lograr un Marketing Agil”, un estudio que define las cinco claves para adaptar de forma rápida y eficiente la actividad de marketing a los cambios en el comportamiento del cliente, las condiciones del mercado y la propia dirección del negocio. El estudio muestra cómo las organizaciones pueden adaptar su metodología de trabajo para responder con rapidez al cambio y ofrece las principales claves para conseguirlo:

1. Alinear conocimiento de cliente, producto y canal: generando una estructura que contemple solapamientos entre las diferentes disciplinas que permitan agilizar la aprobación de una adaptación del enfoque de una campaña o el lanzamiento de una nueva oferta.

2. Creación de una visión única del cliente: Conseguir una visión única de los clientes es clave. Puede conseguirse mediante la creación de una base de datos de marketing que contenga toda la información sobe cada cliente, desde las comunicaciones de marketing que han recibido a todo su historial de transacciones. De esta forma es posible identificar clientes individuales, comprender su historia, identificar problemas en el servicio, calcular la propensión a comprar nuevos bienes y servicios, y trazar y seguir la respuesta a eventos clave y ofertas iniciales.

3. Obtener conocimiento de cliente y situarlo en el centro de la actividad de marketing: conocer a los clientes, sus hábitos de compra, interacciones de canal, datos demográficos, preferencias de estilo de vida, etc., permite a las empresas crear campañas personalizadas y orientadas a la consecución de resultados reales. La ubicación del cliente es también un factor valioso, aunque a menudo se pasa por alto. La capacidad de identificar de forma precisa a los clientes potenciales en las áreas donde residen y trabajan y su análisis cruzado con la ubicación de locales comerciales y la distribución geográfica del tráfico de su sitio web pueden ayudarle a asignar sus recursos de marketing de manera más eficaz, mejorando la respuesta y maximizando el rendimiento de la inversión.

4. Automatización: La automatización del marketing es el paso hacia un marketing menos necesitado de recursos, gestionado por activadores y eventos. Tiene un papel fundamental en la agilidad del marketing y requiere de una cultura organizativa que se sienta cómoda estableciendo activadores y reglas de negocio para la actividad de marketing, definiendo lo que ocurrirá ante determinado activador o evento y permitiendo entonces que la acción siga su curso sin intervención.

5. Inclusión del conocimiento de cliente en la agenda corporativa: El conocimiento y segmentación de clientes se entienden a menudo como “lo que hace el marketing para decidir qué oferta o comunicación enviar a cada contacto”. Aunque este es sin duda uno de sus principales resultados, el conocimiento del cliente debería situarse en el centro de todas las decisiones que se toman en una organización, permitiendo una alineación correcta de los presupuestos de marketing con la oportunidad ante la que el negocio debe reaccionar, independientemente del clima financiero.

Incluir el conocimiento de clientes en la agenda corporativa permitirá agilizar las aprobaciones, obtener mayor apoyo para las iniciativas y minimizar las reticencias.

Te recomendamos

México

2boca2

podcast

A3media

Compartir