líderes en noticias de marketing, publicidad y marcas

5 consejos para aprender de un jefe gruñón (y no morir en el intento)

Muchas son los que han tenido que lidiar (o están lidiando) con un jefe mal encarado. Existen varias soluciones a esta tortura, pero a continuación le vamos a proponer una que al menos va a ser muy producente para usted mismo. Como dice el dicho, «no hay mal que por bien no venga».

En esta pequeña checklist le vamos a mostrar cinco cosas que puede aprender su jefe con «malas pulgas», ¿preparado para dejar de lamentarse y comenzar a aprender lecciones valiosas?, ¡Adelante!:

1. Aprenderá a dar lo mejor de sí mismo… siempre: tener un jefe con tendencia a arder en cólera conseguirá que sea más meticuloso en su trabajo y compruebe que todo esté correcto más veces de lo habitual. Esto le servirá para aprender a hacer mejor su trabajo y ser más exigente consigo mismo.

2. Conseguirá ser más creativo: la poca ayuda y margen de error permitido por su jefe le obligará a «sacarse las castañas» con la información y herramientas de que dispone. A la larga le ayudará a ser más autosuficiente y resuelto en cualquier situación.

3. Sabrá cómo protegerse: faltando el apoyo de su jefe aprenderá a protegerse las espaldas usted mismo.

4. Aprenderá a comprender a la gente y las situaciones: analizar el estado anímico de su jefe día a día le convertirá en un buen «psicólogo», lo cual es muy útil para todo tipo de situaciones en la vida.

5. Valorará un buen equipo de trabajo: un buen apoyo dentro de la plantilla laboral será para usted una vía de escape que agradecerá enormemente. Si consigue un buen equipo de trabajo estará más que agradecido.

 

De éxito viral a arrasar en #CannesLions, "las maneras más tontas de morir" están más vivas que nuncaAnteriorSigueinte¿Quiere refrescarse mientras viaja en el tiempo? Le proponemos seguir la evolución de 6 famosas latas de bebidas

Noticias recomendadas