Checklists

6 claves para convertir la publicidad en música para los oídos del consumidor

musicaLa música es amiga íntima de nuestras emociones, dice más sobre nosotros mismos que la forma de vestir y crea potentes lazos entre las personas. Por eso, y a la vista de sus "superpoderes", no es extraño que la música sea un ingrediente esencial para "cocinar" la publicidad. Pero, ¿cómo se marida la música con la publicidad? El experto italiano en comunicación Tomas Bacoccoli ofrece en la revista especializada en marketing y publicidad Horizont algunas claves para "cocinar" deliciosos platos publicitarios con la música:

1. El sonido asociado a una marca es tan importante como su imagen.

2. Para decidir la música de la que quieren colgarse del brazo, las marcas deben tener los oídos muy abiertos y escuchar los gustos musicales de su público objetivo.

3. La cooperación entre marcas y músicos debe ser creíble de cara al espectador. De lo contrario, al consumidor la música le sonará “desafinada”.

4. Las marcas deben asegurarse de que la música cumple un objetivo y que funciona en todas las plataformas. Hay que tener en cuenta que la música mediocre tiene potencial suficiente para dañar a las marcas.

5. La música es algo más que entretenimiento puro y duro. Es un medio y como tal debe estar sujeto a métricas.

6. Si la música tiene un próspero futuro por delante, también lo tiene inevitablemente la publicidad radiofónica.

El “matrimonio” formado por música y publicidad está cobrando aún mayor protagonismo gracias a la segunda pantalla. “Durante las pausas publicitarias, el usuario echa mano de la segunda pantalla, pero sigue oyendo lo que se dice en la primera pantalla y eso es algo que los publicitarios deben tener muy en cuenta”, recalca Bacoccoli.

¿Un ejemplo de lo exitosa que puede ser la pareja formada por música y publicidad? Coca-Cola, que cuenta con un logo musical muy definido desde hace años y que para determinados eventos como el Mundial de Fútbol crea canciones que echan inevitablemente anclas en el cerebro del consumidor.

Otra marca que domina como nadie el arte de la música aplicada a la publicidad es, según Bacoccoli, la cadena británica de grandes almacenes John Lewis. Sus maravillosos y nostálgicos spots navideños, en los que la música dice muchas veces más que las palabras, son buena prueba de ello.

Te recomendamos

EVO Banco

LIVE MD SUMMER

A3Media

Podcast

Compartir