Anunciantes

Explorando el lado más prosaico de los logos

12 logos que emergen del cascarón del branding convertidos en objetos de uso cotidiano

Conveniente conchabado con una impresora 3D, el diseñador nipón Taku Ooumura ha transformado logos muy famosos en objetos de uso cotidiano.

logos¿Para qué sirve un logotipo? Básicamente para identificar una marca y un producto y que el consumidor sea capaz de poner nombres y apellidos a aquello en lo que posa sus ojos para después comprar.

Más allá de esta función (indudablemente loable) pero de carácter más bien abstracto, los logos, esos que guían cual faro las decisiones de compra del consumidor, no parecen tener ningún otro uso desembarazado de las punzantes garras de lo puramente metafísico.

El diseñador japonés Taku Ooumura ha querido, no obstante, hacer portadores a los logotipos de usos más prosaicos, pero no por ello menos decorosos.

Con la inestimable ayuda de una impresora 3D, Ooumura ha tomado un puñado de logos archiconocidos y los ha convertido en objetos de uso cotidiano tomando como referencia el diseño único con el que tuvieron a bien venir al mundo (no tanto como resultado de la lotería genética como del empeño de sus “madres” las marcas).

Gracias al ingenio de Oomura, que ha bautizado su proyecto con el nombre de “Trial and Error”, logotipos ungidos por la varita mágica de la fama (metamorfoseada en omnipresencia) toman la forma de perchas, de abrebotellas, de abrecartas y de un sinfín de artilugios que podríamos encontrar, embutidos probablemente en diseños menos singulares, en cualquier hogar.

Repasamos a continuación, de la mano de Bored Panda, algunas de las originales creaciones de Ooumura:

1. Adobe

2. Honda

3. Adidas

4. McDonald’s

5. Air Jordan

6. Nike

7. Louis Vuitton

8. Bluetooth

9. Twitter

10. Toys “R” Us

11. PlayStation

12. YouTube

Te recomendamos

Eficacia

Atresmedia

ADN by DAN

EL OJO

Compartir