Anunciantes

Apple es número uno en "product placement"

A Apple se le dan bien las relaciones públicas. Los productos de la empresa de la manzana tuvieron un papel estelar en el 30% de las películas más taquilleras de Estados Unidos durante 2010. La compañía de Cupertino fue, por lo tanto, la reina absoluta del “product placement” durante el pasado año. La segunda plaza fue para Nike, Chevrolet y Ford, cuyos logos fueron protagonistas en uno de cada cuatro filmes (24%).

El éxito de Apple en el emplazamiento de producto no es nuevo en absoluto. Según un estudio de Brandchannel.com, entre 2001 y 2010 los productos de la empresa de la manzana fueron visibles en 112 de 334 éxitos de taquilla. Sólo Ford (144 de 334) ganó a Apple en acciones de “product placement”.

Los productos de Apple con más tirón en la gran pantalla en los últimos diez años fueron el iPhone, el iPad y los ordenadores Mac. 2008 fue el mejor año de la compañía de Cupertino en términos de “product placement”. Sus productos se “colaron” en uno de cada dos películas (20 de 41). Tan sólo un año después, Apple perdió en atractivo para los productores cinematográficos y apareció sólo en 19 de 44 éxitos de taquilla (44%).

Si Apple ha perdido algo de protagonismo en la pequeña pantalla en los últimos dos años no es porque haya dejado de lado el “product placement”, sino porque otras empresas rivales han descubierto también esta fórmula publicitaria, asegura Brandchannel.com. Los ordenadores portátiles Mac comparten ahora protagonismo con los de otras marcas como HP, Dell o Sony.

Los estudios cinematográficos Sony Pictures han desterrado, por ejemplo, los portátiles de Apple de sus películas para sustituirlos por los portátiles Sony Vaio. Otros productores de Hollywood se mantienen, en cambio, fieles a la compañía de Cupertino. En el filme Sexo y Nueva York 2 aparecían un Macbook y un iPhone, aun cuando Warner Bros había llegado previamente a un acuerdo con HP, informa Meedia.

La empresa de la manzana está comprometida con el emplazamiento de producto en el cine desde hace décadas. Ya en el año 1986 aparecía un Macintosh Plus en la película Star Trek IV. Y en 1996, un PowerBook era utilizado en el blockbuster Independence Day para introducir un virus mortal en los sistemas de los alienígenas que amenazan la tierra.

Lo que no está claro es si Apple paga por la aparición de sus productos en la gran pantalla o si, por el contrario, los estudios cinematográficos los integran libremente en sus producciones por el enorme atractivo de éstos de cara al gran público.

Te recomendamos

A3

ADN

Navidad

Recopilatorio

Enamorando

Compartir