Anunciantes

Apple no se resiente por la caída de ventas de sus iPhones

Por qué a Apple le da igual vender menos iPhones

iPhonesExiste la creencia popular de que si una compañía no consigue vender más unidades de un producto, dicho producto es un fracaso. Es el caso de las ventas de los smartphones de Apple, los iPhones, que han visto caer sus cifras año tras año. Especialmente, el sonado fracaso en ventas del iPhone X y las reclamaciones sobre su excesivo precio han sido las protagonistas durante semanas, pero, según Mashable.com, esta narrativa está bastante alejada de la verdad.

La compañía de Cupertino no necesita marcar récords de ventas a precios bajos para seguir incrementando sus beneficios y seguir marcando distancias con sus competidores. La razón es que la compañía dirigida por Tim Cook ha creado un amplio ecosistema de dispositivos, de hardware y servicios adicionales, que la gente necesita para sus iPhone, como los Apple Watch, los AirPods, HomePod o Apple Music. Por lo tanto, su estrategia a largo plazo no es centrarse en vender más y más iPhones, sino en introducir a sus usuarios dentro de su creciente ecosistema.

Hay muchas maneras con las que Apple podría haber vendido más dispositivos el pasado trimestre, como ofrecer menos opciones. Usualmente, la compañía lanzaba tan solo un modelo al año, pero en esa ocasión se decidió por tres: 8, 8 Plus y X. Por lo tanto, lo que antes era una opción sencilla, se complicó en gran medida.

Tanto el 8 como el 8 Plus son excelentes teléfonos con grandes características, pero con ellos Apple perdió la oportunidad de animar a más gente a pasarse a las funciones más modernas del iPhone X. Según GHB Insights, si la compañía solo hubiera ofrecido este último, más usuarios podrían haberse visto compelidos a adquirirlo. También podrían haber establecido un precio más asequible, pues no todos los consumidores están dispuestos a gastarse 1.000 dólares en un solo teléfono.

Pero, aunque sea muy complicado adivinar si Apple va a conseguir mejorar o no sus ventas, está claro que no necesita vender cada día más iPhones. El mercado de los smartphones está cada vez más saturado, con buenas opciones a lo largo de todo el espectro de precios. Además, todo el mundo que necesita uno probablemente ya lo tenga, más todavía si se tiene en cuenta que las mejoras tecnológicas permiten que éstos duren más.

“Para nosotros, no se trata de números. Se trata de satisfacción del cliente“, señaló Tim Cook. Se trata de un efecto halo, en realidad. Pues si hay más consumidores satisfechos con su iPhone X, más de ellos adquirirán todos los dispositivos complementarios de la compañía. Es esta satisfacción la que lleva a los clientes a comprar AirPods o Apple Watches, así como a suscribirse a Apple Music. Incluso a adquirir una funda oficial para su dispositivo.

Los buenos números de la categoría “Otros” de la compañía, que incluye AirPods, Apple TV o Apple Watches, entre algunas referencias más, ha crecido un 36% año tras año. A su vez, la categoría “Servicios” ha aumentado un 18%. Una prueba de que esta estrategia de ecosistema funciona, es que competidores como Samsung o Google ya la están intentando imitar. Pero ninguna de ellas ha conseguido hacerlo tan bien como Apple.

Te recomendamos

#Highway2Sales

NH

Atresmedia

ADN by DAN

Compartir