líderes en noticias de marketing, publicidad y marcas

Apple recurrirá la decisión de la CE y la acusa de querer cambiar las reglas del juego

tim cookTras conocerse la decisión de la Comisión Europea sobre la exigencia a Irlanda de recuperar los 13.000 millones de euros más impuestos en conceptos de impuestos no pagados y ventajas fiscales por la tecnológica Apple, la polémica está servida.

No han tardado en reaccionar las partes implicadas rechazando la decisión que califican de injusta y asegurando que están dispuestos a recurrir.

El propio Ministro de Finanzas irlandés, Michael Noonan, ha querido hacer público su «profundo desacuerdo» con las autoridades europeas y dejar claro que acudirá a la justicia para revocar la multa.

«Esto es necesario para defender la integridad de nuestro sistema de impuestos; para proporcionar certidumbre fiscal a las empresas y para desafiar la invasión de las normas sobre ayudas estatales de la UE de la competencia sobre impuestos de los Estados miembros soberanos», aseguró el Ministro al respecto.

Y es que, desde que Apple llegó al país en 1980, la compañía ha supuesto una fuente de trabajo para miles de personas en el país.

Es por ello, que el gobierno irlandés no está dispuesto a permitir que la decisión de la CE dé motivos a Apple para abandonar el territorio y a otras compañías para no invertir en él.

Por su parte, Apple tampoco se ha quedado callada ante la sentencia y ha sido su propio CEO, Tim Cook el que, a través de una carta, se ha mostrado molesto con las noticias pues, en sus propias palabras «nunca pedimos y nunca recibimos ningún tipo de tratamiento especial».

Unas duras palabras de Cook hacia las autoridades europeas a las que acusa de establecer las leyes a su antojo, ignorar las leyes tributarias irlandesas y querer cambiar cambiar las reglas del juego siguiendo sus propios intereses.

«El fondo del caso presentado por la Comisión trata no tanto sobre cuánto dinero paga Apple en impuestos, sino sobre qué gobierno recauda ese dinero. Los impuestos de las empresas multinacionales son una cuestión compleja, pero hay un principio universalmente aceptado: los beneficios de una empresa deben tributar en el país donde crean su valor. Apple, Irlanda y Estados Unidos están de acuerdo en este punto».

Con estas tajantes declaraciones , Tim Cook defendía su actividad en Europa y ha dejado claro que no tiene intención de abandonar el país. «Estamos comprometidos con Irlanda y es nuestra intención seguir invirtiendo allí, creciendo y sirviendo a nuestros clientes con la misma pasión y dedicación de siempre».

 

Ha llegado el primer taxi sin conductor del mundo: nuTonomyAnteriorSigueinteLos usuarios premian el contenido en directo de YouTube con un 80% más de visitas

Noticias recomendadas