Anunciantes

El activismo de las marcas, un must para las marcas

El consumidor exige a las marcas (con matices) que se tiren a la piscina del activismo

El 70% de los consumidores cree que es importante que las marcas se pronuncien sobre temas políticos y sociales, aunque más del 50% cree que el activismo marketero es muchas veces interesado.

activismoEn una era en la que el activismo ha permeado con particular fuerza en la sociedad los consumidores esperan por parte de las marcas que se "mojen" en temas políticos y sociales (por espinosos que estos puedan resultar a priori).

Según un reciente estudio llevado a cabo en Estados Unidos por Sprout Social, el 70% de los consumidores coincide en señalar que es importante que las marcas se posicionen en temas políticos y sociales. Hace un par de años, en 2017, este porcentaje era sensiblemente menor, de un 64%.

Sorprende, no obstante, que solo el 47% de los consumidores desee que las marcas compartan sus posicionamientos políticos y sociales en las redes sociales.

Este dato resulta aún más chocante si tenemos en cuenta que el 67% de los consumidores considera que las marcas son en términos generales efectivas cuando se valen de su privilegiada posición para concienciar sobre problemas políticos y sociales a través de las plataformas 2.0.

En que la gente sienta cierta aversión a los posicionamientos políticos y sociales de las marcas en la Web Social podría influir un dato: que el 46% de los usuarios de las redes sociales confiesa su hartazgo por lo infestadas que están estas plataformas de publicaciones de naturaleza política (y a menudo muy combativa).

Conviene hacer notar, por otra parte, que el 53% de los consumidores cree que, si las marcas dan la cara para dar la voz sobre temas políticos y sociales, es muchas veces con fines marketeros (y por ende, interesados).

El consumidor quiere que las marcas se "mojen", pero las acusa simultáneamente de abrazar el activismo por razones interesadas

El escepticismo de los consumidores tiende a contraerse cuando las marcas se posicionan sobre temas políticos y sociales que impactan directamente en sus clientes y en su propio negocio.

Hasta cierto punto sorprendente resulta que sólo el 55% de los consumidores declare su intención de boicotear o dejar de comprar aquellas marcas que apoyan públicamente causas que no están alineadas con sus propios valores.

Aún menor es el porcentaje de consumidores (34%) que disminuiría el gasto volcado en aquellas marcas con las que disiente por sus posicionamientos políticos y sociales. Aun así, un porcentaje igualmente parco de consumidores (el 36%) se tomaría la molestia de aumentar el gasto dirigido a aquellas marcas que están en línea con sus propios puntos de vista.

Como era de esperar, son los consumidores más jóvenes los que con más insistencia reclaman a las marcas que enarbolen la bandera del activismo.

Tres cuartas partes de los centennials y el 80% de los millennials dicen que es importante que las marcas se "mojen". Estos porcentajes caen hasta el 68% y el 58% respectivamente en el caso de los "baby boomers" y la Generación X.

Los temas sobre los cuales las marcas harían mejor en posicionarse (siempre a ojos de los consumidores) son la salud (39%), la legislación laboral (38%) y el cambio climático (36%).

Te recomendamos

PREMIOS EFICACIA

Enamorando

Yoigo

Podcast

Atres

Compartir