Anunciantes

Empresas y gobiernos comienzan a implementar el "detox-digital" como una obligación más

virginLa cantidad de tiempo que una persona dedica al día a navegar por internet es cada vez mayor y eso trae como consecuencia la privación del sueño – muchas veces involuntaria por el tiempo que se pierde haciendo nada por la red -, descuidar la vida familiar y el entorno más cercano y desatender asuntos personales.

Numerosos informes anuncian o denuncian la dependencia que se crea a la red, como el de Deloitte que afirmó que uno de cada tres adultos comprueban su smartphone durante a noche y admiten que eso genera distanciamiento con la pareja.

Esta situación, llevado al campo de los trabajadores y de su salud – y de cómo ésta repercute en la empresa -, ha hecho que distintas industrias se planteen alternativas o soluciones para que sus subordinados estén, por qué no decirlo, mentalmente sanos.

Un ejemplo es el de la compañía Virgin, multinacional británica fundada por Branson, quien instituyó recientemente un requisito para que sus empleados cierren su correo electrónico dos horas a la semana en un intento por mejorar su bienestar y su creatividad.

Una vez sabido esto, una pequeña duda aflora tímida en nuestras cabezas; ¿dos horas son suficientes para mejorar notoriamente el bienestar de una persona que se desvive por su trabajo? Decimos desvive entendiendo que pasa la semana entera pendiente del trabajo.

Seguramente no. Seguramente habría que instaurar un régimen de dieta de lo digital como quien enciende el ordenador todas las mañanas, pues apagarlo – correo electrónico, whatsapp, apps del trabajo, lo que sea -, para vivir la otra parte de la vida que queda cuando no se trabaja, la que debería ser prioritaria.

Mucha gente desdibuja esa línea entre lo profesional y lo personal, dejando de entender que lo saludable es el equilibrio.

Retomando la política de Virgin, que ha estado funcionando desde junio, alrededor de 200 de sus empleados del área de gestión de EEUU y Reino Unido, les hacen alejarse de sus escritorios cada miércoles por la mañana para participar en jornadas de reflexión y meditación y otras sesiones y actividades como salir a correr.

“Queremos que las personas consigan un equilibrio entre la vida laboral y la personal, por lo que tenemos como objetivo un ambiente de trabajo feliz”, dice Lisa Thomas, jefa global de la marca.

Pero no son las empresas las únicas en darse cuenta de que hay que poner frenos a este tema; los gobiernos también están comenzando a tomar medidas. En mayo, Francia votó una medida para obligar a las empresas de más de 50 personas a establecer horas en las que no deben estar pendientes de trabajo como por la noche y en fines de semana.

Como era de esperar, los gobiernos y las empresas están comenzando a tomar algunas medidas extremas para abordar la cuestión. En mayo, Francia votó para que una medida que obligará a las empresas de más de 50 personas para establecer horas – por la noche y fines de semana – cuando no se supone que el personal para revisar su correo electrónico.

La idea del “detox-digital” vino de Josh Bayliss, CEO de Virgin Group, después de darse cuenta de “lo perjudicial que es al compromiso entre los equipos y el bienestar de pasar mucho tiempo frente al ordenador”.

A pesar de que la idea está enfocada a beneficiar al consumidor, ha habido un gran grupo de reticentes; “la gente de relaciones exteriores o inversiones dependen de estar disponibles todo el tiempo”, dijo Thomas cuando se le preguntó si algún equipo podría resistirse a este cambio.

Hay empleados que dicen que el plan le ha puesto “fuera de la zona de confort“.

“Es fantástico, pero supone un desafío; nuestra generación está tan acostumbrada a ser capaz de tener un artículo digital en la mano que esta práctica forzada me hace consciente de la frecuencia con la que miro la televisión o la prensa en Facebook”, afirma Laura Stokes, cabeza del programa.

“Que permanezcan sentados frente a los ordenadores es más peligroso para nosotros que fumar debido a los problemas de salud a largo plazo para el corazón. En Suecia levantarse periódicamente del puesto de trabajo es obligatorio”.

Te recomendamos

México

School

Podcast

Podcast

Compartir