Anunciantes

ESPECIAL NIÑOS: CÓMO ALCANZAR LAS GENERACIONES VENIDERAS

Los niños, una audiencia de potenciales compradores a los que todos quieren llegar. Son fácilmente influenciables y tienen suficiente dinero y, si no es así, persuaden con facilidad a otros para que les compren. Pero sus hábitos han cambiado por completo, lo tienen todo, así que ¿cómo conquistarlos? Ayer dio comienzo el Festival de Publicidad Infantil El Chupete, en el que se abordarán estas cuestiones, mientras que la revista Campaign dedica un especial a los pequeños consumidores.

La tecnología es sin duda el elemento que ha cambiado el panorama publicitario. Los niños ya no pasan horas frente al televisor viendo dibujos animados. Según los estudios, la mitad de los niños de entre seis y ocho años son usuarios frecuentes de Internet y uno de cada seis tienen un mp3. El promedio de edad en la que los niños tienen su primer móvil es de ocho años, ya a los 13 años la mitad tiene su propio ordenador y nueve de cada diez han bajado música de Internet. Ahora los anunciantes no sólo entrarán por la pantalla del televisor, sino por todos estos nuevos medios.

Como bien lo demuestran las cifras, los niños están inmersos de lleno en la tecnología y en la interactividad. Por ello, uno de los consejos que da Nick Blunden, director de servicios al cliente de Profero, es que “si quieres que un niño escuche tu mensaje, debes ofrecerle algo interesante, divertido y que los invite a involucrarse en la publicidad, ya sea a través de un breve cuestionario online o enviando un SMS”. Los niños lo quieren todo y lo quieren ya, pero a pesar de que algunos cuentan con una paga semanal que ronda los 30 euros, los que siguen comprando son los padres. Por eso deben tenerse en cuenta otros soportes publicitarios que lleguen tanto a los niños como a los padres y, si se puede a la vez, mejor. Uno de estos soportes es la publicidad exterior que, situada estratégicamente cerca de los colegios, se convierten en uno de los medios más efectivos.

Otra de las cosas que tienen que aprender los anunciantes respecto a este mercado es su lenguaje. El uso generalizado de los teléfonos móviles, los chats y la influencia de música como el hip-hop, están dotando a los niños de un nuevo lenguaje. La clave es la abreviación, pero los hay aún más complejos. Existe un lenguaje online denominado “leet speak”, basado en números y símbolos que se parecen a las letras pero sin formar palabras como tal, por lo que no puede ser hablado o escrito si no es a través del teclado. Los niños ya no sólo lo usan para comunicarse entre ellos, comienzan a usarlo con sus padres e incluso en los exámenes. El fenómeno está tomado tales dimensiones que incluso se han creado diccionarios especializados como transl8it.com o el lexicon of teenspeak que publicó la BBC en su página web.

Lo que un niño de entre ocho y quince años espera de un anuncio es algo divertido, impactante, diferente, nuevo, interactivo, intrigante, que no sea muy largo y que tenga música parecida, o la misma, que ellos escuchan. Los personajes que tienen como modelo son David Beckham, Harry Potter y grupos como Greenday. Las marcas que más les gustan, y que incluso reconocen y exigen antes de cumplir tres años, son Barbie, Spider-Man, PlayStation, Coca-Cola, Bratz, Nike y Motorola.

Te recomendamos
En otras webs

reportaje atresmedia

Atresmedia

back to mk

beon

Reportaje Manifiesto

Compartir