Anunciantes

EUFORIA CONSUMISTA

Las luces, los adornos, las cenas familiares, las fiestas con los amigos… estas fechas son tiempo de celebración y con ellas se desata la euforia consumista. Los españoles preparan sus bolsillos para desembolsar cantidades de dinero que, en la mayoría de los casos, prolongan la cuesta de enero más allá de este mes.

Las tarjetas de crédito echan humo, como bien demuestran los datos de otros años. Durante el 24 de diciembre de 2002 la tarjeta Visa batió su récord con 92 millones de transacciones en todo el mundo por valor de 5.700 millones de euros. Unas cifras que, seguramente, se repetirán este año: las encuestas apuntan a que cada español se gastará entre 915 y 950 euros.

Junto a la buena predisposición de los consumidores a gastar dinero durante estos días, se une el adelanto de las fiestas. Hace unos años era la Lotería de Navidad la encargada de señalar el comienzo de las celebraciones, pero de un tiempo a esta parte es la publicidad la que da el pistoletazo de salida y provoca que se empiece a consumir antes.

Y como muestra un botón: hace más de dos meses que una cadena de hipermercados empezó a enviar folletos navideños dirigidos a los niños con pegatinas donde se leía “Me lo pido”. Los más pequeños de la casa las utilizaban para señalar el juguete que querían que les trajeran los Reyes. No hace falta decir que el número de adhesivos era suficientemente numeroso como para cubrir casi todo el folleto.

Te recomendamos

Energy Sistem

School

Podcast

BTMB18

Compartir