líderes en noticias de marketing, publicidad y marcas

Por qué Heinz y más de 800 marcas deberán remozar su (regio) packaging tras la muerte de Isabel II

AnunciantesImagen de una botella de kétchup de Heinz con el blasón real

Heinz y más marcas deberán cambiar su packaging tras la muerte de la reina

Por qué Heinz y más de 800 marcas deberán remozar su (regio) packaging tras la muerte de Isabel II

Esther Lastra

Escrito por Esther Lastra

Marcas como Heinz, Burberry, Cadbury, Kellogg's y Twinnings deberán cambiar el diseño del packaging y el etiquetado de sus productos tras la muerte de Isabel II.

El óbito de la reina Isabell II tiene también inesperadas ramificaciones en el universo de las marcas. Más de 800 empresas como Heinz, Burberry, Cadbury, Kellogg’s y Twinnings deberán cambiar de manera impepinable el diseño del packaging y el etiquetado de sus productos tras la muerte de la soberana británica.

Los productos de aproximadamente 875 marcas que lucen actualmente en sus envases el escudo de armas de la Casa Real británica se han quedado huérfanos de los derechos necesarios para seguir portando el blasón real, puesto que fue la reina Isabel II quien les otorgó en su día las autorizaciones pertinentes, que quedan ahora anuladas tras su fallecimiento. Así lo estipula la Royal Warrant Holders Association.

Las marcas directamente concernidas deberán renovar la solicitud para seguir utilizando el escudo de armas real y realizar los cambios pertinentes en el diseño de su packaging en un plazo máximo de dos años.

En calidad de nuevo jefe de estado de Reino Unido, el rey Carlos III tendrá de ahora en adelante poder de revisar y entregar a las marcas las autorizaciones necesarias para lucir en sus productos el blasón real.

Las marcas pueden incorporar el escudo de armas real en el diseño de sus productos si están en posesión del denominado «Royal Warrant of Appointment», un documento que permite a las empresas utilizar el blasón real si suministran productos y servicios a la Casa de Windsor.

La Royal Warrant Holders Association es la encargada de otorgar autorización a las marcas para utilizar el blasón real

Según la web de la Royal Warrant Holders Association, para poder solicitar un «Royal Warrant of Appointment» las marcas deben haber suministrado productos y servicios de manera regular a la Casa Real británica durante no menos de cinco de los últimos siete años.

Las marcas que optan a una «Royal Warrant of Appointment» deben asimismo demostrar que disponen de políticas y planes de acción con el foco puesto en la sostenibilidad y el medio ambiente.

El escudo de armas real, que muestra al león inglés a la izquierda y al unicornio escocés a la derecha sosteniendo un escudo con emblemas de diferentes partes de Reino Unido, va acompañado de un texto en la parte inferior que da cuenta de qué miembro de la Casa Real ha proporcionado a la marca en cuestión autorización para utilizar el blasón real («By Appointment to Her Majesty the Queen», por ejemplo).

La concesión de un «Royal Warrant of Appointment» tiene una duración de hasta cinco años y puede ser renovada el año antes de que el título expire.

De acuerdo con la Royal Warrants Holders Association, cada año se entregan entre 20 y 40 concesiones y un número similar de títulos se cancela.

 

TikTok, la popular app de vídeos, podría ser el "Google" de la generación ZAnteriorSigueinteEstas son las webs más visitadas por los usuarios de internet en agosto de 2022

Contenido patrocinado