Anunciantes

Apple factura y gana más que nunca, aunque caen las ventas del iPhone

El iPhone da a Apple una de cal y otra de arena en el último trimestre

appleEn el último trimestre del año, el correspondiente a la Navidad, el iPhone se quedó con las ganas de anotar un nuevo récord de ventas. Aun así, como el carísimo iPhone X se vendió bastante bien, Apple consiguió llenar sus arcas hasta la bandera y aumentar también notablemente sus beneficios.

Espoleada por el iPhone X, la empresa de la manzana consiguió entre octubre y diciembre de 2017 incrementar sus ganancias en un 12% hasta alcanzar los 20.000 millones de dólares. Con esta abultada cifra, Apple logró echar el guante a un nuevo récord, echando por tierra el conquistado por la compañía de Cupertino en 2015, cuando obtuvo unos beneficios de 18.400 millones de dólares.

Aun así, las ventas del iPhone se contrajeron en el último trimestre en un millón de unidades hasta los 77,3 millones de dispositivos. La contracción en las ventas del iPhone podría atribuirse a que el iPhone X se puso a la venta en noviembre en lugar de aterrizar en las tiendas (como suele ser habitual en otras ocasiones) en septiembre.

Gracias al elevadísimo precio del iPhone X (1.000 dólares), el precio medio de los iPhones despachados entre octubre y diciembre de 2017 subió de los 695 a los 796 dólares.

Pese a que las ventas del iPhone menguaron durante el último trimestre, la facturación de Apple pegó una zancada del 12,7% hasta los 88.300 millones de dólares. Se trata de un nuevo récord que desplaza al cosechado por la compañía hace un año, cuando se embolsó unos ingresos de 78.350 millones de dólares.

Tim Cook, CEO de Apple, quiso puntualizar ayer durante la presentación de los resultados de la compañía, que el último trimestre, integrado por 13 semanas, había sido en 2017 una semana más corto que el año anterior. Y quiso asimismo dejar claro que, desde que el iPhone X recalara en las tiendas en noviembre, se las ingenió para ser el dispositivo más vendido por Apple.

Los pronósticos de Apple para el trimestre corriente decepcionaron, no obstante, a los analistas. Y es que todo apunta a que el iPhone X, aunque se vendió inicialmente muy bien, no está reportando a Apple tantas ventas como se esperaba en un principio. No en vano, en las últimas semanas han aflorado rumores según los cuales Apple tendría previsto reducir la producción del iPhone X en vista a la escasa demanda del dispositivo.

Luca Maestri, director financiero de Apple, quiso, no obstante, contrarrestar con cifras contantes y sonantes las dudas en torno a la supuesta debilidad del iPhone X. Y aseguró que durante el primer trimestre del año las ventas del iPhone crecerían en un porcentaje de al menos dos dígitos (y lo harían aún más rápido que durante las últimas Navidades).

De cara al trimestre corriente Apple profetiza una facturación de entre 60.000 y 62.000 millones de dólares. Una cifra que se queda algo por detrás de la aventurada inicialmente por los analistas, que esperaban ingresos de al menos 65.000 millones de dólares. Entre enero y marzo de 2017 la empresa capitaneada por Tim Cook obtuvo una facturación de 53.000 millones de dólares.

La primera reacción en los mercados bursátiles tras los últimos resultados trimestrales de Apple fue euforia. De hecho, los títulos de la compañía incrementaron su valor en más de un 3%. Ello se debería a que los inversores de Apple aguardan una auténtica lluvia de millones por parte de la empresa dirigida por Tim Cook. El colchón financiero de la compañía de Cupertino no para de crecer y es previsible que parte del dinero llegue a manos de los inversores de Apple. No obstante, la empresa de la manzana utilizará también previsiblemente ese dinero para realizar adquisiciones. En 2017 Apple compró, por ejemplo, 19 empresas.

El colchón financiero de Apple es ya de 285.000 millones de dólares. De esta abultadísima cantidad, 269.000 millones de dólares provienen de las reservas de la compañía en el extranjero.

Con la nueva reforma fiscal de Estados Unidos Apple podrá traer ese dinero a su país natal beneficiándose de impuestos mucho más bajos. La cuota impositiva en el trimestre corriente bajará del 26% al 15% para la empresa de la manzana.

Como suele ser habitual, Apple volvió a guardar un comedido silencio sobre las ventas del Apple Watch. Aun así, las ventas en la categoría “otros productos” de la compañía crecieron un 36% hasta alcanzar los 5.500 millones de dólares. Y detrás de este notable incremento podría estar el smartwatch de la compañía.

Peor les fue durante el último trimestre a las ventas de ordenadores Mac, que se contrajeron en un 5% hasta los 5,1 millones de dispositivos. Tim Cook, CEO de Apple, aseguró, no obstante, que el 60% de los propietarios de un Mac compró el dispositivo por primera vez durante el último trimestre. En China este porcentaje llegó incluso a un 90%, apostilló Cook.

En cuanto al iPad, la multinacional estadounidense incrementó la venta de tabletas en apenas un 1% entre octubre y diciembre de 2017. Y puesto que el iPad Pro es considerablemente más caro que sus antecesores, la facturación de Apple en esta división se incrementó también en un 6%.

Si detenemos la mirada en la división de servicios (a la que pertenecen iCloud y Apple Music), la facturación de Apple pegó un brinco del 18% hasta los 8.500 millones de dólares. La compañía tiene actualmente aproximadamente 240 millones de clientes en sus diferentes servicios (30 millones más que hace tres meses).

Te recomendamos

#Highway2Sales

Eficacia

Atresmedia

ADN by DAN

Compartir