líderes en noticias de marketing, publicidad y marcas

KFC lanza un protector solar con aroma a pollo frito para evitar una piel extra crujiente

kfcQue una cadena de comida rápida se aventure en el negocio de las cremas de protección solar parece a priori una locura, pero ¿no es acaso el marketing un poco demente?

KFC sorprendía ayer a propios y a extraños anunciando en Twitter el lanzamiento de un singular protector solar con aroma a pollo frito.

El lanzamiento ha venido acompañado de una web en la que el usuario tiene la posibilidad de solicitar de manera totalmente gratuita el nuevo y aromático producto de KFC. ¿El problema? Que la demanda del protector solar con aroma a pollo frito ha sido tan elevada en las últimas horas que este peculiarísimo producto se ha agotado ya (lo más probable es que KFC no reponga existencias).

En un principio, y como parte de esta delirante promoción, KFC ha distribuido un total 3.000 botellas de su protector solar. Eso sí, los afortunados que hayan conseguido echarle el guante a alguna de estas botellas deberán armarse de paciencia porque no podrán embadurnarse el cuerpo con crema solar con olor a delicioso olor a pollo frito hasta que hayan transcurrido aproximadamente 8 semanas, el tiempo previsto de entrega para este producto.

A pesar de que su primorosa fragancia puede llevar a engaño, la nueva crema solar de KFC (que pese a lo insólito de su perfume es un producto 100% real) no es comestible, y aunque huele de manera exquisita, es de todo menos exquisita al paladar, advierte la popular cadena de pollo frito.

No es la primera vez que KFC le hinca el diente al mercado de la cosmética. Hace unos meses la compañía lanzaba una laca de uñas comestible con aroma a pollo frito.

 

Así es el anuncio que traumatiza a los niños y cabrea a sus padres en redes socialesAnteriorSigueinte25 errores muy tontos que cometen (inexplicablemente) hasta los jefes más listos

Noticias recomendadas