Anunciantes

Amazon explica el "chivatazo" de Alexa

La "chivata" Alexa obliga a Amazon a dar explicaciones

Amazon debe dar explicaciones sobre el comportamiento de Alexa después de que el asistente de voz grabara y enviara una conversación privada de un matrimonio en Estados Unidos.

AlexaDespués de Alexa compartiese, sin consentimiento, la conversación privada que una pareja estadounidense estaba teniendo en su hogar, y se la enviara a varios contactos, Amazon se ha visto obligado a dar la cara por el importante error de su asistente de voz y las preocupaciones que ha creado en torno a la privacidad.

Danielle, de Portland, se encontraba charlando con su marido sobre suelos de madera cuando Alexa decidió grabar la conversación y enviarla a uno de los trabajadores del marido, en Seattle. El hombre advirtió a la pareja del error de Alexa y, desde entonces, la mujer ha decidido nunca volver a encender al asistente, dado que siente que su privacidad ha sido invadida.

"Echo se despertó al escuchar una palabra en la conversación que tenía un sonido similar a  ‘Alexa’. Luego, en la conversación que siguió se escuchó una petición de ‘enviar mensaje’. En este punto, Alexa preguntaría a quién y algo en la conversación de fondo se interpretó como un nombre en la lista de contactos del consumidor", explican desde la compañía. Después, el asistente de voz volvió a preguntar si era correcto, e interpretó que sí debido a la conversación que estaba teniendo lugar.

Según Amazon, se trata de una consecución de casualidades desafortunadas, y ya están evaluando las opciones para que esto suceda con menor frecuencia. La compañía dirigida por Jeff Bezos siempre ha mantenido que su altavoz inteligente solo escucha cuando es activado, además de que los usuarios siempre tienen la posibilidad de revisar, escuchar y borrar lo que Echo guarda, según TheDrum.com.

Pero lo cierto es que no es la primera vez que Amazon tiene que explicar un comportamiento inusual de su dispositivo. Por ejemplo, en marzo el gigante del e-commerce tuvo que realizar una actualización urgente después de las espeluznantes risas que emitía Alexa, sin venir a cuento, incluso cuando los usuarios estaban en la cama. En esta ocasión, Amazon afirmó que se trataba de un falso positivo para el comando "Alexa, laugh".

Una patente registrada por Amazon en abril de 2018 pronostica un futuro en el que el asistente de voz pueda escuchar a sus usuarios durante todo el tiempo, construyendo una imagen bastante fiel de sus preferencias de compra.

Te recomendamos

A3

ADN

Navidad

Recopilatorio

Enamorando

Compartir