Anunciantes

La marca automovilística Chrysler, condenada a pagar 150 millones de dólares por la muerte de un niño

ChryslerMazazo judicial para Fiat Chrysler Automobiles. Un jurado popular estadounidense concluyó el pasado viernes que el fabricante de vehículos todoterreno Jeep, filial de Chrysler, es responsable directo del fallecimiento de un niño de cuatro años en un accidente de tráfico y le exige en este sentido un pago de 150 millones de dólares (alrededor de 137 millones de euros) a su familia en concepto de indemnización. Chrysler no descarta, de todos modos, recurrir el veredicto, ya que insiste en que el coche no era peligroso.

Todo se remonta a un siniestro de tráfico que tuvo lugar en el año 2012. El pequeño Remington Walden viajaba en un Jeep Grand Cherokee de 1999 cuando el vehículo fue embestido por detrás y se incendió fruto de la colisión, ya que llevaba el depósito de combustible en la parte trasera.

En su día la agencia que se encarga de regular la seguridad del tráfico en carretera en Estados Unidos ya había conminado a Chrysler a cambiar el diseño de los coches Jeep para reducir así el riesgo de incendio. El fabricante automovilístico decidió poco después llamar a revisión a 1,56 millones de vehículos. En 2005 Chrysler fue un paso más allá y decidió cambiar el diseño para llevar el depósito en el centro. Sin embargo, una buena parte de los modelos Jeep Grand Cherokee como el vehículo en el que viajaba Walden no llegó a pasar en ningún momento por el taller.

El jurado estima que Chrysler no informó de manera adecuada a los propietarios de este modelo del peligro que corrían sus vidas en caso de colisión trasera. Considera además que el 99% de la culpa en el fallecimiento de Walden es responsabilidad de la marca automovilística, por lo que ésta deberá asumir casi la totalidad del pago de la indemnización. El 1% restante correrá a cargo del coche que colisionó con el Jeep.

Te recomendamos

Eficacia

Atresmedia

ADN by DAN

icemd

Compartir