Anunciantes

LA MARCA TOM CRUISE PASA POR PROBLEMAS

Hasta hace un año Tom Cruise tenía una estrategia de relaciones públicas tan cuidada como su estupendo físico. Pero desde que ha dado un giro a sus relaciones con los medios, su imagen parece andar en un terreno inestable. Sea como sea levanta pasiones.

La anterior asesora de RRPP de Cruise, Pat Kingsley, quien asesoró al actor durante 14 años hasta que fue despedida el año pasado, no especula acerca de su actual estrategia, aunque sugiere que no le parece que las impresiones que recoge de la prensa sean positivas. Desde que Lee Ann DeVette, hermana mayor del actor y también ciencióloga, tomó las riendas de la gestión de la publicidad de Tom, el actor ha aparecido en la televisión actuando como una mezcla de adolescente enamorado y místico antipsiquiátrico, como lo califica la publicación especializada AdAge, apenas camufla sus actividades proselitistas a favor de la iglesia de la cienciología, realiza declaraciones poco convenientes a los medios y, desde que comenzó su noviazgo con Katie Holmes, ha aparecido dos veces en la revista estadounidense Us Weekly, publicación en la que nunca antes había aparecido a lo largo de su carrera.

Los expertos expresan opiniones divergentes. Unos creen que unos cuantos deslices no van a destrozar la buena imagen cimentada durante toda su carrera. Pero otros opinan que a mayor relevancia del personaje, mayor peso tienen sus actos públicos.
A pesar de todo, su último estreno, La Guerra de los Mundos ha sido el más grande de toda su carrera al alcanzar la cifra de 77 millones de dólares durante el primer fin de semana.

Te recomendamos

#Highway2Sales

NH

Atresmedia

ADN by DAN

Compartir