Anunciantes

La reputación (buena o mala) de las marcas está fuertemente contagiada de la reputación de sus CEOs

CEOLa reputación de los CEOs tiene una fuerte capacidad de purificar (o emponzoñar) la imagen de las marcas a las que representan. Según un reciente estudio de la agencia de relaciones públicas Weber Shandwick y de la empresa de investigación de mercados KRC Research, el 45% de la reputación de una empresa es atribuible a la reputación de su propio CEO.

Para llevar a cabo este informe, Weber Shandwick y KRC Research entrevistaron a más de 1.700 ejecutivos senior procedentes de 19 a países en Norteamérica, Europa, Asia Pacífico y Latinoamérica.

El 81% de los ejecutivos consultados tiene el firme convencimiento de que el "engagement" del CEO tiene una importancia capital a la hora de construir la reputación de una empresa.

No en vano, los ejecutivos atribuyen el 44% del valor de mercado de sus compañías a la reputación del CEO. El 77% de ejecutivos va más allá y asegura que un CEO con buena reputación es un “imán” para atraer a nuevos empleados, mientras que el 70% cree asimismo que tiene un efecto balsámico sobre la retención de trabajadores.

Por otra parte, los CEOs con buena reputación son tres veces más proclives a participar en los social media que los consejeros delegados con una imagen mediocre.

En su informe Weber Shandwick y KRC Research ofrecen algunas pistas a las empresas para mejorar la imagen de los CEOs. La reputación de un consejero delegado puede ganar enteros identificado y desarrollando historias que el CEO pueda hacer suyas en nombre de la marca, apostando por una sólida estrategia 2.0, reforzando la reputación del CEO entre sus empleados, y proporcionándole formación específica para enfrentarse a los medios de de comunicación.

Los CEOs más eficaces son aquellos que se muestran humildes y entregados y tienen un perfil público pero no excesivamente político, según el estudio de Weber Shandwick y KRC Research.

Te recomendamos

Eficacia

Atresmedia

ADN by DAN

icemd

Compartir