Anunciantes

La selección de futbol de Inglaterra es la tierra prometida para los patrocinadores

La selección de futbol de Inglaterra es la tierra prometida para los patrocinadoresMañana, 6 de febrero, se celebra en el estadio de fútbol londinense de Wembley el partido entre dos de las selecciones más afamadas del mundo. El equipo de Inglaterra se enfrentará con el brasileño en un partido que, para muchos, tiene un resultado nada beneficioso para el equipo europeo.

En un doloroso repaso histórico por los triunfos ingleses, tenemos que retroceder hasta el mundial de 1966 para asistir a una victoria de la selección inglesa de algún torneo importante. En la pasada Eurocopa no consiguieron pasar de cuartos de final, pero aun así fue uno de los equipos que más dieron que hablar durante el campeonato.

Y es que la selección de Inglaterra brilla, sino tanto por sus triunfos deportivos, sí por la calidad de sus patrocinadores, que se precian de ser unos de los más benevolentes y generosos del mundo.

El año pasado, por ejemplo, Inglaterra firmó un contrato con Nike para que se incluyera el logo de la marca en la nueva camiseta de selección. Incluir su swoosh le costó a Nike más de 33 millones de euros. Sin embargo, para la marca, el patrocinio del equipo brasileño vale sólo 14,7 millones de euros. Incluso España, campeona de los últimos tres torneos importantes, recibe menos de su patrocinador Adidas que lo que recibe el equipo inglés.

¿Qué es lo que hace a la selección de Inglaterra tan valiosa?

En primer lugar, sus hinchas. Hinchas incondicionales que no abandonan a su equipo aunque este no haga más que cosechar derrotas. Hinchas fieles son, bajo el prisma publicitario, clientes potenciales fijos y constantes. Además están diversificados. Todo buen inglés apoya a su selección, pero, lo interesante de Inglaterra es que consigue atraer como seguidores a personas de otros países. De esta forma, por ejemplo, un alemán puede apoyar a Inglaterra siempre que no juegue contra su país natal, lo que se traduce en audiencias internacionales y mayor impacto publicitario.

En segundo lugar, hay que ver cómo se compone la hinchada de la selección inglesa. Los principales seguidores son hombres jóvenes, un sector que comparten muchas marcas como consumidores y al que es difícil llegar en su conjunto, salvo cuando se trata de fútbol.

Con estas contundentes razones es lógico que marcas como Nike vean el beneficio que Inglaterra puede reportar, y parece que ese beneficio será una constante en los próximos años. De momento Nike está a salvo pero habría que ver si sale vencedor de una puja encarnizada si Inglaterra comienza a ganar en el campo.

Te recomendamos

Cannes

Regalos Ecology

Experiencias

Atresmedia

Compartir