Anunciantes

La Unión Europea acusa a Apple de aprovecharse de forma ilegal de ayudas estales irlandesas

apple logoApple vuelve a estar en el ojo del huracán. La Unión Europea ha acusado al gigante de la tecnología de haber recibido ayuda estatal irlandesa considerada ilícita a través de una serie de acuerdos fiscales.

La noticia se ha revelado después de una investigación llevada a cabo por la Comisión Europea en relación a los asuntos fiscales de Apple en Irlanda donde la compañía de la manzana ha disfrutado de una tasa de menos del 2% gracias a que se ha beneficiado de la mencionada e ilícita ayuda estatal tal y como informan desde el Financial Times.

Ahora hay que esperar a los resultados que ofrecerá el informe de dicha investigación, que comenzó el pasado mes de junio después de que la prensa se hiciera eco de unas revelaciones relacionadas con la reducción del impuesto de sociedades a la empresa en Irlanda.

Irlanda se ha convertido en la sede europea de grandes empresas como Amazon, Facebook, PayPal y Twitter. En el caso de Apple podemos encontrar su sede en la ciudad irlandesa de Cork donde trabajan más de 4.000 empleados.

El motivo por el que empresas de gran calibre deciden establecerse en Irlanda viene motivado por el hecho de que el país posee una tasa impositiva corporativa competitiva del 12,5% que ha sido criticada por algunos estados miembro de la UE pero que desde Dublín han defendido en repetidas ocasiones.

De acuerdo a los datos ofrecidos por una investigación realizada en 2013, el Senado de EEUU encontró que Apple ha estado pagando una tasa aún baja mediante la canalización de las ventas al exterior empleando filiales gracias a un acuerdo firmado por el Gobierno irlandés. Por su parte Apple no ha respondido de forma inmediata ante estas acusaciones aunque ha negado que tengan un trato especial en Irlanda.

La Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económico (OCDE) ha anunciado que pretende acabar con la “agresiva” evasión fiscal de las grandes multinacionales a través del método conocido como “double irish”. Bajo este sistema, una filial con sede en un país con mayores impuestos paga a otra filial con sede en un paraíso fiscal para reducir así los impuestos que la empresa paga sobre las ganancias totales. El grupo formado por los 34 países miembros de la OCDE ha propuesto nuevas medidas para que las empresas estén obligadas a informar sobre los beneficios y participación que poseen en cada país con el objetivo de aumentar la transparencia de las mismas.

Te recomendamos

Enamorando

Atresmedia

ADN by DAN

icemd

Compartir