Anunciantes

Las políticas de privacidad de Apple podrían convertirse en su "peor enemigo"

apple privacidadLa privacidad se ha convertido en una de las grandes preocupaciones para los gigantes tecnológicos. De acuerdo a las últimas informaciones ofrecidas por Reuters, Apple se encuentra buscando expertos en machine learning para poder ofrecer a través de sus dispositivos el mismo nivel de inteligencia artificial que ya están empezando a mostrar otras empresas.

Pero el principal problema al que se enfrenta Apple en este sentido es su propia política de privacidad ya que impone estrictas limitaciones en el acceso a los datos de los propietarios de sus dispositivos. En un principio, este tipo de políticas se convirtieron en un elemento diferenciador de la compañía bajo un eslogan que venía a decir aquello de “vendemos productos, no la información que se guarda en ellos”.

Un planteamiento que recoge y analiza en profundidad Enrique Dans, profesor de Sistemas de Información en el IE Business School a través de su blog. Este señala que Apple lo tiene bastante complicado para crear un entorno similar a Google Now como consecuencia de sus propias políticas de privacidad. Lo que hace unos años se convirtió en su seña de identidad ahora podría transformarse en una piedra que dificultaría el camino en el que otras empresas ya comienzan a tener ventaja.

Pero ¿realmente está tan valorada la privacidad? Una cuestión que aunque a muchos les parezca innecesaria, hay que plantearla. Nadie duda de que los usuarios demandan cada vez mayores niveles de privacidad puesto que nadie quiere ver cómo sus datos son explotados por terceros a diestro y siniestro en busca de un beneficio económico o vaya a saber con qué oscuras intenciones.

En los últimos años hemos asistido atónitos a cómo grandes empresas, instituciones e incluso gobiernos juegan con nuestra privacidad bajo una bandera que nunca sabremos en qué dirección se mueve.

Nos encontramos en un escenario en el que los usuarios valoran su privacidad como si de un tesoro se tratase pero cada vez son más los que ven en estos datos un elemento de valor. Algo que no tienen por qué negar a las empresas siempre que sean utilizados para mejorar nuestra experiencia y nos ayuden sin que exista algún tipo de opacidad, reflexiona Dans.

Entonces ¿cuál es el problema de Apple? Volvemos al inicio de este artículo. Los machine learning pueden sentirse atraídos por la compañía de la manzana pero esta carece de datos con los que poder trabajar. “Como ocurre con los desarrolladores, no se les atrae únicamente con dinero, es necesario poner encima de la mesa cuestiones relacionadas con el equipo: con quién vas a poder trabajar, qué planes tienen, qué vas a poder aprender, cuáles van a ser tus retos”, explica Enrique Dans.

Su experiencia en el sector no le hace dudar a la hora de ofrecer una respuesta: hay que buscar el equilibrio. “Se trata de ser capaz de inspirar confianza, de ofrecer transparencia en el momento en que el usuario la desea, y de ofrecer opciones que permitan evitar aquellas consecuencias de la explotación de los datos que los usuarios estimen inadecuadas”, señala dejando claro que la forma de atraer a los usuarios no pasa por el “no queremos datos” sino por necesitar los mismos para ofrecer el mejor de los productos.

Te recomendamos

A3

ADN

Navidad

Recopilatorio

Enamorando

Compartir