líderes en noticias de marketing, publicidad y marcas

Lo más odioso de Facebook para los anunciantes

Pese a que su máquina publicitaria parece perfectamente engrasada, lo cierto es que Facebook es también fuente de problemas para los anunciantes. Si la famosa red social quiere que las marcas sigan invirtiendo con ganas en su plataforma publicitaria, debería antes corregir los errores que enumera a continuación Pascal-Emmanuel Gobry en Business Insider:

– Las APIs
Las grandes marcas no actualizan sus páginas oficiales ni compran anuncios a través de la web de Facebook, como sí hacen las pymes y los usuarios individuales de la red social. Utilizan herramientas especializadas para controlar las compras de anuncios y actualizar múltiples páginas de marcas desde una misma plataforma. Las marcas acceden a estas herramientas desde una interfaz de programación de aplicaciones facilitada (API). El problema es que las APIs proporcionadas por Facebook a los anunciantes no son nada sencillas de utilizar y no lo son por su falta de fiabilidad y seguridad.

– La propiedad de los datos y del contenido
Según los términos de servicio de Facebook, cuando una marca publica algo en Facebook, el contenido pertenece a la red social, no a la marca. Éste es uno de los grandes caballos de batalla para las marcas con presencia en Facebook, que ven cómo su propia creatividad pasa a ser propiedad de terceros. Lo mismo sucede con la propiedad de los datos de los usuarios. Cuando un usuario se suscribe a la página de una marca en Facebook, los datos que éste vierte en la página pasan a ser propiedad de la red social. La marca no tiene, en realidad, sobre ellos ningún derecho.

– Los análisis
La tercera fuente de insatisfacción para las marcas con presencia en Facebook son los análisis proporcionados por la red social de Mark Zuckerberg. Según muchos anunciantes, las estadísticas de Facebook no son sólo deficitarias, sino totalmente inútiles. En ellas, los números sobre niveles de engagement tienden a mezclarse con los datos de audiencia y el anunciante no es capaz de sacar nada en claro de ellos.

 

Por qué las estrategias de medios tienen que ser más creativasAnteriorSigueinteLa publicidad encuentra su ubicación ideal en la página de inicio de Spotify

Noticias recomendadas