Anunciantes

Los hombres que se aventuran en las tiendas de Victoria's Secret son presas muy fáciles de "cazar"

Victoria's SecretLas tiendas de Victoria's Secret son "selvas" plagadas de trampas en las que los hombres caen una y otra vez. Tales trampas son colocadas por las arteras vendedoras de la famosa cadena de tiendas de lencería y los incautos hombres caen en ellas como chinches. Sin embargo, las culpables de que el género masculino sea una presa tan fácil en las tiendas de Victoria's Secret no son únicamente las astutas vendedoras sino también los propios hombres, cuyo comportamiento difiere mucho del de las féminas cuando se ven rodeados por todas partes de sexis y atrevidos conjuntos de lencería. Y esto no lo decimos nosotros. Lo dice una ex vendedora de Victoria's Secret en declaraciones a la publicación online estadounidense Business Insider.

"Los hombres comprarían todo con tal de abandonar la tienda lo antes posible", asegura esta ex vendedora, que trabajó en su día en una tienda de Victoria's Secret en Chicago. Y "esto significa que gastan también más dinero", apostilla.

A un hombre es mucho más fácil convencerle de que compre un conjunto de lencería sin poner ninguna objeción al precio. En cambio, para seducir a las mujeres las vendedoras de Victoria’s Secret deben utilizar rebajas y descuento como cebo para hacerles morder el anzuelo.

“Los hombres compran sujetadores de 50 dólares sin rechistar porque se sienten incómodos y lo que quieren es marcharse cuanto antes”, dice esta ex trabajadora de Victoria’s Secret.

En las tiendas de Victoria’s Secret la presión por vender es mucha. Por eso, cuando un hombre asoma por la puerta, las vendedoras luchan entre ellas por hacerse con tan codiciada presa.

El fundador de Victoria’s Secret fundó la celebérrima marca para crear un lugar en el que los hombres pudieran dejar de sentirse incómodos a la hora de comprar lencería para sus esposas. Sin embargo, parece que el género masculino se siente en Victoria’s Secret tan “torpón” como en cualquier otra tienda de lencería.

Aun así, y pese a Victoria’s Secret no ha conseguido erradicar la vergüenza de los hombres en las tiendas de lencería, sí ha logrado comerse el 35% del pastel en el universo de la lencería, todo un logro en este disputado mercado.

Hace unos días Victoria’s Secret se vio en el ojo del huracán en Reino Unido por un anuncio con el lema “The perfect body”. Muchas mujeres se sintieron ofendidas por este claim publicitario y dieron rienda a suelta a su enfado en las redes sociales utilizando el hashtag #iamperfect.

Te recomendamos

Enamorando

Newsletter

Smartclip

La Vaguada

Compartir