Anunciantes

Las marcas aportan 14 veces más a la economía española que las marcas blancas

Las marcas aportan 14 veces más a la economía española que las marcas blancas   Las empresas productoras de marcas de fabricante aportan un valor añadido de 22.000 millones de euros al año a la economía española, estas marcas representan en su conjunto el 7% del PIB nacional, realizan el 89% de la inversión total en I+D+i en gran consumo, y generan el 5% del empleo total del país. Éstas son algunas de las principales conclusiones del estudio “Impacto económico y social de las marcas de fabricante en España”, elaborado por el Centro de la Marca de ESADE, en el que se cuantifica el papel de las marcas de fabricante en la economía nacional como motor de crecimiento y generación de valor para los mercados y para la sociedad en España. El Estudio ahonda en el papel dinamizador de las marcas de fabricante en la economía actual y en las consecuencias negativas del crecimiento de las marcas de distribuidor en detrimento de las de fabricante para la economía española.

Según la investigación realizada por el Centro de la Marca de ESADE, la aportación del valor añadido de las empresas productoras de marcas fabricante (MF) en la economía española es de 22.000 millones de euros, frente a los 1.600 millones de euros que aportan las empresas productoras de marcas de distribuidor (MD). Esto significa que la producción de MF aporta a la economía española 14 veces más valor añadido que la producción de MD.

El valor añadido económico de las MF frente a las MD, calculado por ESADE a través de un método de medición desarrollado ad hoc para este estudio, es el valor adicional que adquieren los bienes y servicios al ser transformados durante el proceso productivo y posibilita a las empresas que gestionan las MF sufragar su inversión en I+D, mejorar sus niveles de calidad, generar empleo y de calidad, costear su inversión publicitaria, etc.

Según estos datos, las MF aportan a la economía española un valor añadido muy superior al de las MD (2,03% frente al 0,14%) y mayor al de otros sectores estratégicos como el energético (2%), el sector de la automoción (1,1%) o el de la industria química (1,3%). De hecho, de las 95 ramas de actividad en las que desglosa el Instituto Nacional de Estadística (INE) el valor añadido de la economía española, las MF están posicionadas en el número 15 según su aportación.

Desde 2003 hasta 2008 los fabricantes de MF han disminuido su aportación al PIB en términos de valor añadido en 0,29 puntos mientras que los fabricantes de MD sólo han crecido 0,03 puntos, lo que significa una pérdida del 88% y evidencia, según el profesor Josep María Oroval, codirector del Estudio y director del Centro de la Marca, que “el crecimiento de la marca de distribuidor en detrimento de las de fabricante, no sólo desvaloriza los mercados de gran consumo, sino que merma la capacidad de generar valor añadido del país.”

En términos de gasto final las MF de gran consumo generan 5 veces más flujo de renta que las MD, representando el 7% del PIB nacional frente al 1% que representan las MD. En concreto, del porcentaje del PIB que representan las MF de gran consumo, un 3,6% corresponde al sector de la alimentación y bebidas, el 2% al canal HORECA, un 1,1% al sector de droguería y perfumería y, por último, el 0,1% restante corresponde al sector bebé.

Según el Estudio realizado por ESADE, el peso de las MF de gran consumo en la economía española es más alto que el de sectores como la automoción y los seguros, y sólo un 3,7 puntos porcentuales más bajo que el sector del turismo.

Te recomendamos

México

School

Podcast

Podcast

Compartir