Anunciantes

McDonald's se pone de uñas con la comunidad gay

En los restaurantes de McDonald’s en Nueva Zelanda, como en los de España, hay acceso gratuito a internet por wifi. Sin embargo, los clientes neozelandeses de la famosa cadena de comida rápida no tienen acceso a todas las webs de la red de redes. En el país kiwi, McDonald’s censura la visita a portales como GayNZ, Rainbow Youth y Agender. ¿Qué tienen en común estas páginas? Que se dirigen específicamente a la comunidad de homosexuales, lesbianas, bisexuales y transexuales de Nueva Zelanda.

GayNZ es, por ejemplo, la web más popular sobre estilo de vida entre la comunidad gay neozelandesa. Y el año pasado obtuvo incluso una nominación a un premio de periodismo de investigación.

Sin embargo, estos argumentos no son suficientes para McDonald’s. La multinacional estadounidense ha decidido prohibir el acceso a estas páginas a través de su red wifi porque considera que su contenido puede resultar obsceno y no se adapta al entorno familiar que la cadena de comida rápida quiere crear en sus restaurantes, informa Süddeutsche Zeitung.

La principal clientela de McDonald’s son las familias, por lo que los contenidos distribuidos a través de internet deben ser adecuados para los niños, explica una portavoz de la multinacional norteamericana.

Las páginas de contenido homosexual no son, sin embargo, las únicas víctimas de la “política familiar” de McDonald’s en Nueva Zelanda. Una entrada de la Wikipedia sobre el Kamasutra no puede, por ejemplo, ser consultada desde los restaurantes kiwis de la cadena de comida rápida. Y han sido también censuradas las webs de revistas masculinas, de compañías tabacaleras y de casinos online.

Te recomendamos

A3

ADN

Recopilatorio

Enamorando

Compartir