líderes en noticias de marketing, publicidad y marcas

Anunciantes

Mercadona, El Corte Inglés, Inditex y Eroski, en el top 100 de grupos de distribución, según Deloitte

Las españolas Mercadona, El Corte Inglés, Inditex y Eroski se mantienen entre los cien mayores grupos de distribución del mundo, aunque todas, salvo el imperio de la moda de Amancio Ortega, pierden puestos en el ránking que anualmente elaboran la consultora Deloitte y la revista Stores Media. Mercadona se sitúa a la cabeza de las españolas en el puesto 42, tras bajar tres escalones; mientras que El Corte Inglés desciende del 43 al 47 según recoge El Economista.

En concreto, Inditex, propietario de la marca Zara, sube del puesto 50 al 49, después de que sus ventas hayan crecido entre 2005 y 2010 un 13,2%, según el Global Powers of Retailing 2012, que revela que el grupo español fue uno de los cincuenta retailers de mayor crecimiento (puesto 45). La distribuidora española que sufre un mayor descenso es Eroski, que si en la edición de 2011 ocupaba el puesto 81, este año se sitúa en el 98, con lo que baja 16 peldaños.

El estudio se basa en el volumen total de ventas de las 250 mayores empresas del área en el mundo durante el último ejercicio, y analiza la evolución del sector, las perspectivas y las principales tendencias. Wal-Mart, imbatible En el mundo, la estadounidense Wal-Mart y la francesa Carrefour se mantienen al frente de la clasificación, mientras que la británica Tesco desplaza del tercer puesto a la alemana Metro AG, que pasar a ocupar el cuarto lugar.

En 2010 regresaron o entraron en las 250 primeras empresas del sector en el mundo un total de 16 compañías, de las que seis fueron japonesas, que se vieron impulsadas por unas fuertes ventas apoyadas en un tipo de cambio «favorable». De cara al presente ejercicio, el estudio señala que el crecimiento económico se «ralentizará» aún más que en 2011 en la mayoría de los principales mercados del mundo, a lo que añade que en Europa continuará la inestabilidad debido al recorte del gasto y al aumento de impuestos aplicados por los gobiernos en un intento de devolver la confianza al inversor.

No obstante, esta ralentización del crecimiento global tirará a la baja del precio de las materias primas, lo que unido a las medidas para controlar la inflación podría beneficiar a las grandes distribuidoras, que podrían ver incrementado su margen de beneficio al mantenerse sus costes de aprovisionamiento. En 2010 estas compañías lograron una facturación conjunta de 3,94 billones de euros, el 5,3 % más, frente al crecimiento del 1,2 % que registraron en 2009, lo que indica una recuperación del mercado.

¿Qué dijo el sector del marketing y la publicidad en 2011?AnteriorSigueinteLa vinculación causa-efecto: la clave de la nueva era del marketing en mass media

Noticias recomendadas