Anunciantes

Los millonarios contratos publicitarios que han puesto en el ojo del huracán a Cristiano Ronaldo

armaniEl fútbol puede presumir de ser uno de los deportes que mayor cantidad de dinero mueve en el mundo. Basta con echar un vistazo a las astronómicas cifras que cada temporada se pagan por los fichajes de sus estrellas o las masas de aficionados que mueven sus torneos y encuentros.

Un escenario que no es ajeno al de la publicidad. La industria pone cada vez de forma más concienzuda la vista en los astros del balón. Figuras de fama y renombre a nivel global que se convierten en las imágenes perfectas de productos y servicios que, a la sombra de su extensa fama, brillan (y venden) asociándose con los valores de esfuerzo, sacrificio y talento tan asociados al mundo del deporte.

Pero no podemos olvidarnos que se trata de un negocio más. El objetivo es ganar dinero y así ha quedado puesto de manifiesto por el último escándalo que ha copado toda la atención mediática en los últimos días.

Hablamos del caso “Football Leaks”. Una investigación que en España ha sido publicada por el diario El Mundo a través de los documentos obtenidos por la cabecera alemana Der Spiegel que ha transferido por medio de la red de periodismo de investigación EIC.

En estos documentos se hace público que el jugador del Real Madrid, Cristiano Ronaldo, habría desviado supuestamente hasta 150 millones de euros a un paraíso fiscal ubicado en las Islas Vírgenes Británicas procedentes de sus ingresos de imagen entre 2009 y hasta 2020.

De acuerdo a los documentos a los que ha tenido acceso El Confidencial, el jugador portugués habría recurrido durante años la empresa irlandesa Multisports & Image Management (MIM) Limited con el objetivo de pagar un menor Impuesto de Sociedades.

Recordemos que Irlanda es el país de la Zona Euro en el que el mencionado impuesto tributa a un porcentaje más bajo. Hablamos de un 12,5%, la mitad que en España.

Cuando este tipo de impuestos se cobran por medio de un país distinto al que se tiene fijada la residencia, la Agencia Tributaria suele inspeccionar este tipo de casos. Y más si tenemos en cuenta que la facturación se establece a través de una sociedad mercantil.

Es por esto que desde la institución explican que este tipo de ingresos deberían estar incluidos en el IRPF por lo que Ronaldo debería haber pagado un 43,5% en impuestos. Cantidad que se traduce, según lo recogido por El Confidencial en un 31% más que lo pagado en Irlanda.

¿Cuál es el origen del dinero?

Es en este punto donde entran en juego las marcas y su publicidad. La citada red de periodismo de investigación ha revelado algunos de los millonarios contratos de la estrella de fútbol con importantes marcas globales.

Cristiano Ronaldo es uno de los jugadores más cotizados tanto dentro como fuera del campo y eso queda fijado en sus remuneraciones. Empecemos por Toyota. La marca automovilística llegó a pagar según un contrato publicitario firmado en julio de 2013 casi dos millones de euros al astro del balón.

Un contrato por el que podía usar durante 13 meses la campaña rodada con el futbolista únicamente para Marruecos, Oriente Próximo, Afganistán y Argelia. La cifra hubiese sido mucho mayor si el fabricante hubiese querido lanzar una campaña a nivel global.

Continuamos dentro del mundo del automóvil. El diario El Mundo, haciéndose eco de las citadas investigaciones, pone el ojo en otro contrato publicitario. Se trata en este caso de Honda.

La compañía pagó dos millones de euros al futbolista por un contrato de un año con un máximo fijado de seis horas para la grabación de dos anuncios que fueron emitidos en 2013 en China. Para que puedan hacerse una idea del dinero que mueve Ronaldo, cualquier extra de tiempo del establecido en el contrato supondría para la marca un desembolso de 600.000 euros.

¿Quién gestiona su éxito publicitario?

Tenemos que hablar de un nombre propio: Jorge Mendes. El agente de Cristiano Ronaldo gestiona los negocios de imagen a través de un entramado fiscal basado en las Islas Vírgenes previa parada en Irlanda acabando en Suiza.

Cristiano Ronaldo, además de los millones abonados por el Real Madrid por su desempeño en el campo, ha cobrado durante los últimos ocho años ingresos publicitarios procedentes de un total de 20 marcas.

A las empresas ya citadas tenemos que sumar otras como Samsung, Tag Heuer, Armani, Bimbo, Unilever o Herbalife entre otros patrocinadores. Nos encontramos con unos contratos de cifras millonarias.

El Mundo señala que, en el caso de Herbalife, la compañía se comprometió a pagar por los derechos de imagen del futbolista más de 15 millones de euros hasta 2018. Cabe señalar que la empresa tiene su sede radicada en las Islas Caimán.

Mobily, uno de los operadores móviles más populares de Arabia Saudí, decidió pagar 1,1 millones de euros al futbolista. Un pago por tan solo unas camisetas rubricadas con la valiosa firma del futbolista, algunas publicaciones en redes sociales y una sesión de fotos.

En prácticamente todos los contratos la duración fijada para el rodaje de las campañas es de seis horas. Sobrepasar este límite temporal supone un desembolso económico que podría salir muy caro a la marca como ya hemos visto.

Seguimos con los contratos y le llega el turno a Emirates. La aerolínea pagó por una campaña con el futbolista 1,1 millones de euros. Además, el contrato incluía 15 viajes en primera clase con destino Dubái desde cualquier punto del mundo.

El mundo de la moda es uno de los que recurren en más ocasiones a las estrellas del fútbol. En 2013, JBS pagó al deportista (según los contratos firmados) el 13% de las ventas de calzoncillos en los que aparece el logo de Cristiano Ronaldo: CR7.

Hasta 6,5 millones de euros facturó Ronaldo en 2014 gracias al contrato con Nike. Unas cantidades a las que hay que sumar el merchandising de cosecha propia como el perfume de CR7 o la aplicación para hacer selfis de CR7

¿Cómo funciona el entramado societario?

La suma de todos estos contratos publicitarios firmados en 2009 y hasta 2020 en algunos casos se traducen en, al menos, los 150 millones de euros mencionados. El centro del entramado societario del futbolista que ha destapado el caso de “Football Leaks”.

Un mecanismo, la verdad, funciona de forma muy sencilla. Todos sabemos que Cristiano Ronaldo es uno de los deportistas más cotizados gracias a su talento. El millonario salario que cobra por jugar en Real Madrid es una cantidad que sería difícil de camuflar a la hora de intentar tributar a un menor porcentaje.

Por esta razón paga impuestos en este caso al tipo más alto fijado en el 46%. Son los ingresos publicitarios derivados de los derechos de imagen los que pagaría supuestamente a una menor tributación.

Si estos son cobrados a través de una empresa se les aplica el impuesto de sociedades. Pero si la sociedad se encuentra en las Islas Vírgenes, el porcentaje es nulo.

¿Cuál ha sido la reacción de Cristiano Ronaldo?

El futbolista únicamente se ha pronunciado sobre el escándalo a través de su portavoz oficial. “Se encuentra al corriente de todas sus obligaciones fiscales desde el inicio de su carrera, como podrá certificar la Agencia Tributaria en España, y cualquiera de los países en los que ha residido”

“No está ni ha estado jamás implicado en ningún problema con la autoridades fiscales de país alguno” y “todos sus derechos han sido gestionados de acuerdo a la legislación vigente”.

Ahora es el momento de que sea la Justicia la que continúe la investigación y se determine la legalidad de los movimientos. Desde El Confidencial señalan que Cristiano Ronaldo declara ser el propietario de las acciones de MIM Limited. Hecho que se traduciría en que Hacienda sólo podría perseguir al deportista por la vía administrativa quedando completamente descartada la penal.

En el caso de que la Agencia Tributaria encuentre algún tipo de irregularidad, el citado medio expresa que el expediente se cerraría con la devolución de las cuotas que hayan sido cuestionadas estableciéndose además una sanción económica.

“Las informaciones que obran en poder del Ministerio de Hacienda corresponden con las que han publicado los medios de comunicación (…) como no podía ser de otra manera, realizará las inspecciones que estime oportunas“, explicaba en una entrevista en la cadena COPE el secretario de Estado de Hacienda, José Enrique Fernández de Moya.

Un caso en el que no toda la culpa es de Ronaldo. Todas las marcas citadas han pagado al deportista fuera del territorio nacional a un jugador que tiene su residencia fijada en España. Es muy importante que las multinacionales también sean conscientes de la responsabilidad que tienen a la hora de que cumplir con la ya manida expresión de “Hacienda somos todos”.

Te recomendamos

#Highway2Sales

Eficacia

Atresmedia

ADN by DAN

Compartir