líderes en noticias de marketing, publicidad y marcas

AnunciantesLos pies de una persona con zapatillas Nike en pleno salto

Nike presenta el programa Refurbished

Nike se suma a la lucha contra el desperdicio y venderá zapatillas de segunda mano

Nike ha presentado su nueva iniciativa, Refurbished, con la que quiere contribuir a la economía circular y a reducir emisiones gracias a la extensión de la vida útil de las zapatillas, que se venderán de segunda mano a un precio menor.

Nike es la última marca que se sube al carro de las empresas que quieren contribuir al cambio y a acabar con los desperdicios. En pos de ese objetivo, el gigante de la moda deportiva ha lanzado Nike Refurbished, un programa que pretende ayudar a reducir los residuos de la empresa mediante el mercado de segunda mano.

Esta iniciativa circular forma parte del compromiso de sostenibilidad de Nike, llamado ‘Move to Zero’, que se ha propuesto disminuir las emisiones de carbono empleadas durante el proceso de fabricación.

Denominadas como «renovadas», las zapatillas que sean devueltas por los clientes, dentro del período de devolución válido de 60 días, serán limpiadas concienzudamente por el equipo de trabajo para volver a ponerse a la venta, en esta ocasión por un precio más bajo.

«Una vez que los zapatos vuelven a una tienda Nike, el precio dependerá del tipo de calzado y el estado en el que esté. Los mensajes de las cajas facilitan el trabajo de ver cuáles son los zapatos que hay dentro, las condiciones y demás», aseguran desde la compañía.

Tal y como explica la firma en su página web, la finalidad de esta acción es incrementar la vida útil de la zapatilla para no contribuir al consumismo desmedido. Este proceso engloba tanto calzados que solamente han sido utilizados durante un día como aquellos usados con apenas desgaste o los que tienen defectos debido a un error en la fabricación.

En el caso de que el producto no esté a la altura para ser puestos de nuevo en venta, estos se donarán a socios de la comunidad. Por otro lado, aquellos que sí que no se puedan usar de ningún modo se reciclarán a través de la iniciativa Nike Grind, que destruye los artículos y aprovecha el material para la creación de nuevos, desde muebles hasta pisos.

En cualquier caso, si se diese la situación de que el cliente que compra las zapatillas reacondicionadas no estuviese satisfecho, no pasa nada, puesto que tendría una garantía de sesenta días.

Temas

Nike

El pasado y el presente se unen gracias al Coronel Sanders en este spot de KFCAnteriorSigueinte"Liberémonos del algoritmo", una nueva entrega de La Noche MD

Noticias recomendadas