líderes en noticias de marketing, publicidad y marcas

Una niña crea una marca de bebidas la vende a Whole Foods por 11 millones de dólares

mikailaLa joven estadounidense Mikaila Ulmer solo tiene 11 años pero ya sabe lo que es triunfar en la (voraz) industria alimentaria. Con solo 8 años creó la marca de bebidas BeeSweet Lemonade, que recientemente vendió por 11 millones de dólares a nada más y nada menos que Whole Foods Market, cadena estadounidense de supermercados líder mundial en comida orgánica y natural. Además, también está a la venta en multitud de restaurantes y tiendas del país.

Pero ¿qué ha llevado a un gigante de la distribución alimentaria a fijarse en la «pequeña» compañía de una adolescente? Lo cierto es que la historia detrás de BeeSweet es tan curiosa como emotiva. Según cuenta la propia emprendedora en su web, cuando tenía 4 años decidió apuntarse a competiciones infantiles en los más jóvenes presentaban sus ideas de negocio. Pero mientras decidía qué hacer sufrió la terrible picadura de dos abejas, un hecho que, además de causarle mucho dolor, le traumatizó debido al pavor que sentía por estos insectos.

Tras lo ocurrido, coincidió que su bisabuela le regaló un libro de recetas y que una de ellas era la de su limonada especial. Y Mikaila, aunque detestaba las abejas, de repente quedó «fascinada» por estos insectos y aprendió todo sobre ellas, sobre la miel y sobre cómo benefician el ecosistema. Así que la chica unió su interés por las abejas con la receta de limonada de su abeja, y de ahí nació BeeSweet Lemonade, que está hecha con miel, menta, linaza, azúcar y zumo de limón. «Proviene de la receta de limonada de mi bisabuelita Helen y de mi nuevo amor por las abejas», explica la joven.

A partir de ahí vino un camino plagado de éxitos. Tras ganas el mayor premio en Teenpreneur of the Year en Austin (Texas), su ciudad de origen, se hizo con un premio de 60.000 dólares en el programa de televisión Shark Tank de la cadena estadounidense ABC. Desde ese momento todos los medios del país comenzaron a hacerse eco de su historia, llegando incluso a ir a la Casa Blanca y ofrecer su bebida al mismísimo presidente de Estados Unidos Barack Obama.

Ahora su bebida se puede encontrar en más de medio centenar de supermercados del país, y se espera que la cifra vaya en aumento. Una parte de los beneficios que Makila está obteniendo los está donando al cuidado de las abejas, ya que la pequeña está muy concienciada por la pérdida de colmenas naturales de estos insectos que la han inspirado a crear un gran producto.

 

Google se erige como pionero a la hora de combatir el "clickjacking"AnteriorSigueinteUber se apunta a la honestidad y publica su primer informe de transparencia en EEUU

Noticias recomendadas