Anunciantes

En Toys'R'Us, el paraíso de los juguetes, los trabajadores no llegan a fin de mes

toyrusHace un par de semanas Manuela König celebraba el cumpleaños de su hija de 15 años. Y lo hacía con una tarta (hecha por ella misma), globos y 100 euros (ahorrados con mucha sangre, sudor y lágrimas) que decidió regalar a su hija para que pudiera comprarse ropa.

Aunque modesta, la celebración del cumpleaños de su hija, dejó tiritando la cuenta bancaria de König, que trabaja en la famosa cadena de jugueterías Toys’R’Us y confiesa hacer auténticos malabares para llegar a fin de mes.

A final de mes aterrizan en las exiguas arcas de esta madre alemana de 40 años apenas 900 euros, que a veces encogen hasta los 800 euros.

Cuando comienza cada mes, König no sabe nunca a ciencia cuánto dinero se embolsará por su trabajo. Como muchos otros empleados de Toys’R’Us en Alemania, König tiene un contrato a tiempo parcial con horario flexible (a conveniencia del empleador) y su salario es también flexible.

En Navidad, cuando los padres acuden en tropel a las tiendas de Toys’R’Us para realizar sus compras navideñas, König trabaja una media de 33 horas, que se ven sustancialmente reducidas cuando llega el verano (y no hay tanta “hambre” de juguetes).

¿El problema? Como su contrato prevé que sea necesaria la realización de horas extra (en función de las necesidades de Toys’R’Us), König no puede buscar otro trabajo a tiempo parcial para aumentar sus parcos ingresos mensuales.

Según informaciones manejadas por el diario alemán Die Welt, 9 de cada 10 empleados de las filiales alemanas de Toys’R’Us tienen contratos a tiempo parcial con horario flexible y se ven forzados, por lo tanto, a hacer auténticos malabares para llegar a fin de mes.

En Alemania el “truco” de tener amarrados a los trabajadores mediante contratos a tiempo parcial con horario flexible no lo emplea única y exclusivamente Toys’R’Us sino también grandes cadenas como H&M y Esprit.

De hecho, y según datos manejados por el Instituto de Trabajo de Alemania, 1 de cada 20 trabajadores alemanes es víctima de los infames (para el trabajador) y rentables (para el empleador) contratos a tiempo parcial con horario flexible.

Sin embargo, pocas empresas utilizan este tipo de contrato (absolutamente legal, por otra parte) de manera tan exhaustiva como lo hace actualmente en el país de Angela Merkel Toys’R’Us.

En Estados Unidos, la patria chica de Toys’R’Us, los contratos a tiempo parcial con horario parcial están a la orden del día. No tanto en tierras alemanas, donde desde el pasado verano, y hartos de sus condiciones laborales, los trabajadores de Toys’R’Us han protagonizado varias huelgas.

¿Lo más sorprendente? Que Toys’R’Us ha reaccionado a estas huelgas premiando con 200 euros y 100 euros respectivamente a los trabajadores a tiempo completo y a tiempo parcial que tuvieran a bien saltarse los paros.

Die Welt, que ha puesto en los últimos días bajo la lupa los oscuros “tejemanejes” laborales de Toys’R’Us en Alemania, ha intentado ponerse en contacto con la empresa estadounidense para recabar su opinión y por el momento la multinacional ha dado la callada por respuesta.

Te recomendamos

#Highway2Sales

Eficacia

Atresmedia

ADN by DAN

Compartir