Anunciantes

Una maleta gigante de Louis Vuitton toma la Plaza Roja de Moscú y pone de uñas a los rusos

louisvuittonSi va a visitar Moscú próximamente, no asuste si lo primero que llama su atención en la mítica Plaza Roja de la capital rusa es una gigantesca maleta de Louis Vuitton. No, no se ha equivocado de ciudad. Superada la sorpresa inicial, verá que junto a esta sorprendente pieza de viaje gigante la catedral de San Basilio y el Kremlin lucen tan majestuosos como siempre.

Pero, ¿qué se esconde detrás de esta maleta gigante? La exposición "L’Ame du Voyage" (El alma de viajar), una muestra organizada por Louis Vuitton en la que el visitante tendrá la oportunidad de ver de cerca 25 piezas históricas de la firma francesa.

La exposición, que llega a Moscú para celebrar el 120º aniversario de los célebres grandes almacenes GUM de la Plaza Roja de la capital rusa, y sobre todo la curiosa instalación que la aloja es sin lugar a dudas una fantástica acción promocional para Louis Vuitton. ¿El problema? Que por muy estilosa que sea la maleta de la casa francesa, que comenzó a erigirse en la ciudad moscovita hace dos semanas, a algunos les parece una auténtica "monstruosidad". Tanto que las autoridades rusas parecen decididas a expulsar tal "monstruosidad" de la Plaza R0ja de Moscú. "La instalación no cuenta con la aprobación de la administración", asegura un portavoz del Kremlin. Este portavoz matiza que el Gobierno ruso no ha emitido todavía ninguna orden para para que Louis Vuitton se vaya literalmente con su maleta a otra parte, pero asegura que el ejecutivo está a favor de la retirada de la instalación.

¿La principal "pega" de la maleta de la discordia? Sus enormes dimensiones de 9 x 34 metros y su emplazamiento junto al mausoleo de Vladimir Lenin y la catedral de San Basilio, cuya vista, de hecho, la instalación bloquea. “La Plaza Roja es un lugar sagrado para Rusia”, dice Sergei Obukhov, miembro del Comité Central del Partido Comunista de Rusia. “Y hay algunos símbolos que pueden ser trivializados y denigrados”, añade.

Louis Vuitton se defiende de las críticas argumentando que las los ingresos generados por la exposición, que comenzará el próximo 2 de diciembre y se prolongará durante seis semanas, irán a parar a la Fundación Naked Heart, creada por la modelo rusa Natalia Vodianova. Además, recalca que para el diseño de la maleta, la firma ha tenido muy en cuenta la historia rusa, pues la instalación que cobija la exposición reproduce una pieza de equipaje que su día perteneció al príncipe ruso Vladimir Orloff, cuyas iniciales (P.W.O.) pueden leerse, de hecho, en el baúl.

Te recomendamos

Eficacia

Atresmedia

ADN by DAN

icemd

Compartir