Medios de comunicación

Axel Springer fuma la pipa de la paz con Google News tras el desplome en el tráfico de sus webs

Axel SpringerGoogle es mucho Google y, aunque Axel Springer es también mucho Axel Springer, la editorial alemana, la más grande de Alemania, ha tirado finalmente la toalla frente a la compañía de Mountain View.

A partir de ahora Axel Springer volverá a permitir a Google que utilice extractos de sus medios de comunicación después de comprobar, que vetando el acceso de la compañía de Mountain View a dichos extractos, el tráfico de sus webs ha experimentado un importante descalabro.

Axel Springer restringió durante un periodo de dos semanas de duración el acceso de Google a sus titulares de noticias. ¿La consecuencia de su “experimento”? Que el tráfico de sus webs desde Google hundió 40% durante este periodo, mientras que el tráfico desde Google News se pegó un batacazo del 80%.

Ante tan descorazonadoras y contundentes cifras, Axel Springer ha decidido recular y permitir de nuevo a Google mostrar fragmentos de sus noticias en sus resultados de búsqueda.

Mathias Döpfner, consejero delegado de Axel Springer, asegura que la compañía “se habría sacado a sí misma del mercado” si hubiera continuado con sus exigencias de pago de derechos de autor al gigante de internet.

Döpfner, cuya empresa publica uno de los diarios más vendidos de Europa, el tabloide Bild, señala que el influjo de Google sobre las audiencias online es demasiado grande para resistirse a él.

Hace aproximadamente un año entró en vigor en Alemania una nueva ley de derechos de autor que permite a las editoriales prohibir a los motores de búsqueda y servicios similares que utilicen sus artículos más allá del titular. Aferrándose a esta nueva norma, hace aproximadamente dos semanas VG Media, un consorcio que agrupa a alrededor de 200 editoriales entre las que se encontraba hasta ahora Axel Springer, impidió utilizar a Google partes de texto e imágenes de sus medios de comunicación. Aquellos editoriales que deseen seguir apareciendo en el famoso motor de búsqueda deberán dar su permiso explícito.

Las editoriales que forman parte del consorcio VG Media solicitan, como sucede en España con la denominada “tasa Google”, que las los motores de búsqueda y servicios similares pasen por caja cuando utilicen fragmentos de sus publicaciones.

Te recomendamos

Enamorando

Newsletter

Dendary

Smartclip

La Vaguada

Compartir