Medios

La televisión se descalabra a un ritmo frenético

La caída en desgracia de la televisión lineal está siendo más morrocotuda de lo que se creía

Durante los próximos cinco años el número de espectadores de la televisión lineal encogerá un 21%, de acuerdo con un reciente estudio llevado a cabo en Reino Unido por Ebiquity.

tv

Autor de la imagen: Pencil & Piston

No es ningún secreto que la televisión no atraviesa definitivamente por su mejor momento. Pero parece que su descalabro será más acelerado de lo que se esperaba inicialmente. Así lo concluye al menos un reciente estudio llevado a cabo en Reino Unido por la consultora Ebiquity.

En los próximos cinco años el número de espectadores de la televisión lineal se contraerá en un 21%. Y el desafecto de los jóvenes por la pequeña pantalla aumentará a un ritmo bastante más frenético que el profetizado en su día.

Ebiquity fijó la mirada en su informe en 15 campañas de cinco grandes anunciantes lanzadas durante los últimos doce meses en Reino Unido. Y del análisis se infiere que durante este periodo la televisión lineal evolucionó peor de lo que se esperaba en enero de 2019.

El número de personas susceptibles de ser conectadas mediante la publicidad en la televisión lineal experimentó una caída durante el último año del 4,4% (frente al 3,6% pronosticado inicialmente).

Basándose en esta cifra Ebiquity predice que la audiencia de la televisión lineal protagonizará una merma del 21% en los próximos cinco años.

No hay un reemplazo claro para la televisión lineal

El desamor hacia la pequeña pantalla será particularmente acusado en el próximo lustro entre los más jóvenes. En 2025 el 56% de los jóvenes de entre 18 y 24 años se habrá divorciado por completo de la televisión lineal.

La pérdida de alcance de la televisión para conectar con las generaciones más jóvenes podrá ser amortiguada, no obstante, mediante la apuesta por la publicidad en Facebook y YouTube, de acuerdo con Ebiquity.

Aun así, llenar el hueco dejado por la televisión lineal no será fácil en modo alguno. Al fin y al cabo, las alternativas disponibles no son comparables con la televisión tradicional en cuanto a transparencia, calidad e impacto.

En este sentido, resulta inevitable concluir que en el futuro habrá espectadores que no podrán ser conectados por los anunciantes (aun cuando se refugien en los brazos de los cada vez más en boga servicios de vídeo en streaming).

"No se puede ignorar por más tiempo la cifra a la baja de espectadores de la televisión lineal", subraya Christian Polman, chief strategy officer de Ebiquity. "Los anunciantes deben reflexionar urgentemente sobre la manera más apropiada de conectar con su target", recalca.

Te recomendamos

Carat

FOA

A3media

Outbrain

Podcast

Compartir