Medios

"Charlie Hebdo": a río revuelto, ganancia de "marketeros" avispados

Je suis CharlieCuando Francia se está recuperando aún del ataque la semana pasada al semanario satírico Charlie Hebdo, hay algunos que están haciendo literalmente de oro a costa de la tragedia.

El pasado miércoles, con los cadáveres aún calientes, aparecieron en eBay los primeros anuncios para la venta de números antiguos de la revista gala. La horquilla de precios de estos números es amplísima y va de los 3,50 a los 100.000 euros.

Charlie Hebdo tenía hasta ahora una tirada de 60.000 ejemplares. El próximo miércoles publicará, no obstante, una edición extraordinaria, de un millón de ejemplares. Y todo apunta que los números antiguos de la publicación seguirán cotizándose muy caros en eBay.

El número 1.011 de la revista, la ya mítica edición Charia Hebdo, alcanzó la semana pasada en la filial francesa de eBay un precio de 1.010 euros una hora antes de que finalizara la subasta, que acumuló un total de 34 pujas.

Sin embargo, en eBay el negocio a costa de la masacre de Charlie Hebdo va mucho más allá de la venta a precios astronómicos de números antiguos del semanario satírico. En el famoso portal de subastas online es posible comprar camisetas con el lema “Je suis Charlie – Charlie Hebdo” por el módico precio de 13,56 euros más 6,39 euros de gastos de envío, pegatinas para el coche de “Je suis Charlie” por 2,90 euros, gorras por 7,90 euros y otros muchos artículos de merchandising.

El de la última semana ha sido el peor ataque de los últimos 40 años en suelo francés, pero parece que ello no está intimidando a algunas marcas a la hora de hacer negocio con la tragedia. Es el caso de la firma de moda online 3Suisses que, ni corta ni perezosa, decidió el pasado jueves dar una vuelta de tuerca a su propio nombre aprovechando el tirón de “Je suis Charlie” y pasó a llamarse por unas horas “Je 3Suisses Charlie”.

Su jugada “marketera” no sentó lógicamente muy bien en las redes sociales, tanto que la compañía tuvo que rectificar y se vio obligada a disculparse públicamente en Twitter sólo unas horas después de su desafortunada ocurrencia: “Lamentamos haberos escandalizado a la hora de compartir nuestras emociones”.

Te recomendamos

Eficacia

Atresmedia

ADN by DAN

EL OJO

Compartir