Medios de comunicación

Hollywood no es inmune al coronavirus

El COVID-19 infecta al todopoderoso Hollywood y lo deja en estado de coma

De acuerdo con los cálculos realizados por los expertos, este año Hollywood podría perder en taquilla la friolera de 20.000 millones de dólares como consecuencia del COVID-19.

hollywoodMEV-1 es el nombre del virus que acaba convirtiéndose en una amenaza global y absolutamente letal en el thriller Contagio. Hace nueve años el director estadounidense Steven Soderbergh estrenó este apocalíptico filme y lo hizo escoltado de una nutrida cohorte de estrellas de Hollywood como Matt Damon, Laurence Fishburne, Gywneth Paltrow, Kate Winslet y Marion Cotillard.

Debido a la preocupante pujanza del coronavirus está película está actualmente en la cresta de la ola en los servicios de vídeo en streaming. Sin embargo, lo que allá por 2011 fue un fenomenal producto de entretenimiento (y nada más) deja hoy inevitablemente un regusto amaargo en el espectador.

Convertido ya en pandemia global , el COVID-19 disfruta lamentablemente de cada vez más paralelismos con filmes "made in Hollywood" con el foco en las catástrofes. Y paradojas de la vida ese virus, sorprendentemente parecido a otros (felizmente ficticios) que desfilaron otrora por la gran pantalla, tiene actualmente con el miedo metido en la cuerpo a la industria cinematográfica.

Tom Hanks y su esposa Rita Wilson fueron la primera pareja de "celebrities" a las que asaltó el coronavirus. Y ayer conocíamos también que el británico Idris Elba había dado positivo tras someterse a una prueba para detectar la enfermedad.

Pero los actores y las actrices no son los únicos que enferman como consecuencia del coronavirus. Lo hace en realidad todo Hollywood.

Rodajes en "stand by"

Los rodajes de cine y de televisión han sido paralizados, innumerables estrenos cinematográficos han sido cancelados y tampoco los festivales consagrados al séptimo arte se han librado de la quema.

De acuerdo con los cálculos realizados por los expertos, este año Hollywood podría perder en taquilla la friolera de 20.000 millones de dólares.

El primer golpe se produjo en enero con el cierre de las salas de cine en China, el país donde se detectó el primer foco de coronavirus y el segundo mercado cinematográfico más grande del mundo después de Estados Unidos y Canadá.

En febrero se tuvo que dar el alto el rodaje de Misión Imposible 7 en Italia, donde el virus estaba ya extendiéndose a una velocidad alarmante por aquel entonces.

A comienzos de marzo se decidió postergar siete meses el debut en los cines del nuevo filme de James Bond, No Time to Die, que no verá la luz hasta el próximo mes de noviembre.

Y en los últimos días más películas con madera de "blockbusters" han sido objeto también de cancelaciones y aplazamientos: Fast & Furious 9, Un lugar tranquilo 2, Mulan, Los nuevos mutantes y Peter Rabbit 2. A los cinéfilos no les quedará más remedio que tener paciencia y esperar más tiempo para disfrutar de estas películas en la gran pantalla.

A diferencia de en Europa, en Estados Unidos la mayor parte de las salas de cine permanecen a día de hoy abiertas, pero venden solo la mitad de su aforo para los que los espectadores dispongan de suficiente espacio de seguridad y evitar así el contagio.

Pérdidas de hasta 20.000 millones de dólares

El pasado viernes los estudios de Disney anunciaron un parón masivo en sus rodajes a fin de prevenir la difusión del temido COVID-19. Proyectos gran envergadura como La sirenita, Nightmare Alley de Guillermo del Toro y el drama histórico de Ridley Scott The Last Duel (con Matt Damon y Ben Affleck como protagonistas) se han visto afectados por el parón.

Como medida de precaución el servicio de vídeo en streaming Netflix se dispone también a paralizar el rodaje de series y películas en Estados Unidos y Canadá durante al menos dos semanas.

El positivo por coronavirus de Tom Hanks en un set de rodaje en Australia se tradujo en la inmediata cancelación del rodaje de una nueva producción a cargo de Baz Lurhmann. El filme, que todavía no tiene nombre y lleva la rúbrica de Warner Bros., es un "biopic" de la leyenda del rock'n'roll Elvis Presley en el que Hanks interpreta a su mánager Tom Parker.

Entretanto, los expertos ponen sobre la mesas pronósticos más bien lóbregos para Hollywood. Y vaticinan pérdidas estimadas en varios miles de millones de dólares como consecuencia de la crisis del coronavirus. La recaudación en taquilla podría sufrir en 2020 un tijeretazo de hasta 20.000 millones de dólares (especialmente si el lucrativo mercado extranjero se derrumba). En 2019 más de 42.000 millones de dólares procedentes de todo el globo aterrizaron en las copiosas arcas de Hollywood.

La feria anual CinemaCon, en la que la industria cinematográfica presenta sus últimos proyectos en Las Vegas y programada a priori para finales de marzo, ha sido cancelada. E idéntica suerte han corrido asimismo el Festival de Cine de Tribeca y el Festival de Cine de San Francisco (programados ambos para el mes de abril).

Son malos augurios desde luego para la 73ª edición del Festival de Cine de Cannes, que continúa programada para mediados de mayo. Su eventual cancelación supondría otro mazazo para Hollywood.

Te recomendamos

Eficacia

SrBurns

Criteo

Captain Wallet

Compartir