Medios

Por qué Google ha dejado completamente fuera de combate al periodismo

periodismoHubert Burda, el que estuviera durante muchísimos años a la cabeza de una de las editoriales más poderosas de Alemania (Hubert Burda Media), es pensionista, pero no lo parece, ni quiere parecerlo tampoco.

A sus 76 años Burda sigue muy cerca todo lo que acontece en la industria periodística, una industria que está obligada, en su opinión, a buscar nuevos modelos de negocio para sobrevivir y no morir arrollada por el tren digital.

“Debemos buscar nuevos modelos de negocio basados en la red de redes y en los datos, modelos de negocio que nos ayuden a sobrevivir como empresas de medios”, recalca Burda en una entrevista concedida recientemente al diario Berliner Morgenpost.

No obstante, y pese a que a la industria periodística no le queda otra que fijar la mirada en internet y sus múltiples prodigios, Burda cree que el papel está en realidad muy lejos de haber sucumbido, de manera definitiva, a la parca que le persigue con la guadaña desde ya unos cuantos años. Buena prueba de ello son revistas como New Yorker y Vogue. “Veo muchas posibilidades de futuro para las publicaciones que se desenvuelven en el ámbito del lifestyle”, afirma.

Aun así, y pese a que el papel está lejos de haber escrito su último capítulo en la industria periodística, Hubert reconoce que el futuro pasa inevitablemente por la red de redes y que en esa red de redes quien mueve (a su antojo) los hilos es Google.

Cuando internet salió del cascarón hace dos décadas, las editoriales, incluida la propia Hubert Burda Media, confiaron a ciegas en Google y su supuesta bonhomía y no dudaron en cederle de manera totalmente gratuita sus contenidos. Sin embargo, hoy está claro que “las editoriales cometimos un gran error en aquel momento”, dice Burda. “Google nos ha dejado completamente fuera de combate”, confiesa el veterano editor.

Y para corregir esta situación las instituciones europeas deben tomar inmediatamente cartas en el asunto. “Durante mucho tiempo Bruselas no ha querido ver que en la vieja Europa todos los modelos digitales de negocio son completamente dependientes de empresas estadounidenses como Google, Facebook, Amazon y Apple. Estas compañías tienen en sus manos los motores de búsqueda, los datos y el acceso a los dispositivos. ¿Qué nos queda entonces a nosotros? En Europa sólo tendremos una industria digital verdaderamente competitiva si se aplican las mismas reglas a todas las empresas, algo que lamentablemente no sucede ahora”, concluye Burda.

Te recomendamos

Eficacia

Atresmedia

ADN by DAN

icemd

Compartir