Medios

LA EUROCOPA: PEOR EN GOLES, MEJOR EN AUDIENCIA

Nota de Prensa:

La división de investigación de Initiative, siempre preocupada por ofrecer valor añadido a sus clientes, realiza un estudio de la Eurocopa en más de 30 países que no se limita sólo a los resultados de audiencia de los partidos. El informe también ofrece una importante perspectiva publicitaria al contar con datos sobre el tiempo de exposición de la publicidad estática de los estadios a través de la más avanzada tecnología y gracias a la colaboración con la empresa Margaux Matrix. La combinación de estos datos con los resultados de audiencia de que dispone Initiative permite establecer qué marca patrocinadora obtiene hasta el momento un rendimiento más elevado.

La fórmula pondera el tiempo de exposición de cada marca por el número de espectadores que sigue cada partido. Así, el líder del ránking es aquel que cuenta con una mayor exposición en los partidos con un número de seguidores más elevado. Por ahora, Hyundai acapara el primer puesto de la tabla al disfrutar de un 32% más de exposición que la media de todos los patrocinadores oficiales de la Eurocopa. Le siguen Mastercard (+20%) y Carlsberg (+3%). La marca coreana debe en parte su sobresaliente rendimiento a su gran exposición en el partido Francia-Inglaterra, hasta el momento el más seguido del campeonato con unos 85 millones de espectadores en los 30 mercados de los que ya se dispone de datos.

Además, Hyundai también debe el primer puesto del ránking al hecho de contar con un logo muy vistoso y acaparar gran parte del perímetro del campo. El color claro de sus letras sobre un fondo oscuro maximiza el impacto de la exposición.

La actual edición del campeonato de fútbol europeo, con la selección española ya fuera de competición tras su derrota este domingo ante Portugal, está logrando un nivel de seguimiento espectacular y que supera ya el de la pasada Eurocopa e incluso el del último Mundial. De hecho, según los datos de los 21 países ya disponibles, la actual Eurocopa es el campeonato internacional de fútbol más popular desde el Mundial de 1998. El incremento de la audiencia media respecto a la competición europea de hace cuatro años se sitúa en un 8%. Así, mientras que en 2000 un partido de la primera semana registró una media de 11,3% de rating, este año el porcentaje se sitúa en un 12,3%. No obstante, las conclusiones tendrán más peso cuando finalice la recogida de datos de los 52 mercados que abordará finalmente el informe.

El incremento del interés por la Eurocopa también se ha hecho notar en España. Si los tres primeros partidos disputados por la selección en el campeonato de 2000 atrajeron una media de 5.944.000 espectadores cada uno (16,1% de rating), los de la actual edición superan los ocho millones de seguidores (19,7% de rating)*. Esta cifra tan elevada se debe, además de a un mejor horario de emisión (dos de los tres partidos se han ofrecido en el prime time de los fines de semana), al impresionante seguimiento del Portugal-España.

El partido contra la selección lusa suponía mucho para el conjunto de Iñaki Sáez, que se jugaba su permanencia en la competición, y nada menos que 10.238.000 no quisieron perdérselo (25,1% de rating). El encuentro, que acaparó un 65,7% de share, se convirtió así en el partido más visto de la selección desde el España-Irlanda del Mundial 2002.

Sin embargo, el equipo portugués no sólo ganó a España en goles sino también en interés de los espectadores. Y es que un 82,5% de los portugueses que veían la televisión (3.261.000) eligieron seguir el partido, frente al 65,7% de españoles.

Pero los partidos de la selección española no sólo han despertado expectación en España sino en también en otros países. El debut frente a Rusia logró colocarse como uno de los más seguidos de la actual edición con unos 54 millones de espectadores en los más de 25 países estudiados. El encuentro, que registró un notable 17,6% de rating, lo que supone 7.199.000 espectadores, y un 60,8% de share, cosechó notable resultados en lugares como Croacia, donde un 16,6% de la población decidió ver el encuentro en televisión (697.000 espectadores), en Holanda (16,2% y 2.197.000), en Portugal (15,5% y 1.464.000), en Bulgaria (14,3% y 1.067.000) o Rumanía (13,7% y 2.541.000). En los 29 países de los que Initiative ya dispone de datos de este partido, el triunfo de la selección española alcanzó un rating medio ligeramente superior al 9%.

Al convertir los datos de rating en términos absolutos, se extraen conclusiones tan llamativas como que nada menos que 8,5 millones de alemanes asistieron al triunfo de la selección española sobre la rusa o que el nivel de seguimiento en Reino Unido e Italia puede traducirse en más de 6 millones de individuos. En Francia, el partido superó los 4,5 millones de aficionados mientras que en Polonia rozó los 4,3 millones de espectadores.

En términos de cuota de pantalla, vale la pena destacar el sobresaliente resultado registrado en Malasia. Según los datos recogidos por Initiative, la cuota cosechada en el país asiático fue incluso superior a la registrada en España. Y es que nada menos que un 68% de los espectadores de Malasia se decantaron por seguir el duelo entre rusos y españoles.

Por su parte, el partido contra Grecia, que fue seguido por más de 6,7 millones de espectadores en España (62,6% de share y 16,5% de rating), logró conquistar a más de 43 millones de espectadores en los 22 países de que se dispone de datos, lo que supone un rating medio del 9,1% de rating. Como no podía ser de otra manera, fue en España y Grecia donde cosechó un porcentaje de audiencia más alto: 16,5% en el primero y 16,2% en el segundo. Además, el encuentro superó el 10% de share en países como Holanda, Croacia, Dinamarca y Alemania mientras que rebasó los cuatro millones de seguidores, además de en España, en Alemania (7,7), Francia (4,7) e Italia (4,4).

Te recomendamos

#Highway2Sales

NH

Atresmedia

ADN by DAN

Compartir