líderes en noticias de marketing, publicidad y marcas

La televisión de pago es la única que se mantiene fuerte frente a la crisis en España

Redacción

Escrito por Redacción

Los ingresos en televisión no dejan de desplomarse. Según el último informe de la Comisión del Mercado de las Telecomunicaciones (CMT), en el primer semestre de este año los ingresos han caído un 8,6% con respecto a 2011, pasando a los 2.859,7 millones de euros, una cifra por debajo del umbral de 2009, cuando era de 2.960 millones de euros. Al mismo tiempo, la publicidad ha caído un 15,4% y las subvenciones un 8,4%, según publica Periodistas 21.

Pero para la televisión de pago el horizonte es muy distinto. El continuo crecimiento de la televisión IP ha hecho que los ingresos por abonados aumentaran con fuerza. Para este periodo, las cadenas de pago han conseguido 746,87 millones de euros, y han batido su récord en facturación por cuota de suscriptores.

En cambio, los ingresos publicitarios sólo alcanzaron los 1.047,79 millones de euros, una situación que no se ha visto en el mercado desde hace muchos años, y que encabezan las televisiones públicas, que han sufrido un descenso del 28,9% (74,51 millones de euros), además de la pérdida de la subvención, que asciende a 919,62 millones de euros, frente al 15% que han caído las privadas (787,93 millones).

Con este panorama, el mercado televisivo español sigue a la cabeza de las pérdidas junto a Grecia. Pero, frente al continuo deterioro de televisión pública y la concentración en televisiones privadas, hace falta un nuevo modelo televisivo unido al crecimiento de la televisión IP y la banda ancha.

 

Los 41 años de historia del e-mail: de los años 70 al concepto de spamAnteriorSigueinteLa "historia de amor" de este otoño, por El Corte Inglés y Zaaping

Contenido patrocinado