líderes en noticias de marketing, publicidad y marcas

Budget

Budget o presupuesto hace referencia a la estimación económica de los gastos e ingresos que tiene una empresa para un proyecto. Por lo que podemos valorar cuál va a ser el coste de dicho proyecto. El budget suele estar planificado para un periodo de tiempo concreto.

¿Para qué sirve el budget?

El presupuesto sirve para saber en qué acciones se invierte el dinero, permitiéndonos tomar decisiones estratégicas con responsabilidad. Conociendo cuales serán tus ingresos sabremos de cuánto disponemos para poder invertir en otros proyectos dando prioridad a aquellas actividades que sean esenciales, fijar objetivos o poder reaccionar ante situaciones imprevistas.

Tipos de budget

  • Maestro: es el gran referente, abarca todos los sectores y unifica las proyecciones financieras globales de las empresas. Esto quiere decir que incluye la totalidad de los gastos económicos de ventas, el flujo de caja, todos los ingresos y demás cuestiones que tengan que ver con las finanzas de la organización.
  • Operacional: contempla todas las actividades relacionadas con la operación de la empresa: producción, ventas y administración. En él deben estar expresados los precios de los productos, la mano de obra, el coste de los materiales, los gastos de fabricación, el total de las ventas, los gastos administrativos, el presupuesto de producción… Suelen ser los gastos más altos de una empresa. La información y los datos incluidos dentro del presupuesto operacional deben estar organizados y divididos por departamentos, que deberán actualizar la información de forma periódica.
  • De ventas: define las aspiraciones económicas que tiene una empresa dentro del mercado para aumentar su patrimonio. Debe ser realista y ajustarse a las demandas actuales del mercado. De él depende el enfoque que tendrá la empresa para alcanzar las metas del futuro. Se debe seguir un plan estratégico de ventas que permita estudiar el mercado y trazar las estrategias que serán implementadas para mejorar los procesos. Cada empresa debe hacer un análisis de los datos recopilados para garantizar que la ejecución del presupuesto sea acorde con su realidad financiera.
  • De producción: se incluyen las estimaciones de compras de recursos y servicios para poner en marcha la producción. El departamento de compras será el encargado de implementar un inventario que garantice la cantidad exacta de recursos que se necesitan para producir en tiempo y forma todos los pedidos. Siempre debe estar actualizado para garantizar el abastecimiento de los productos.
  • De flujo de caja: informará a tu empresa con cuánto dinero podrá contar en un determinado periodo. proyectará cómo, cuánto y cuándo entrará el dinero con el que la empresa llevará a cabo las estrategias que han sido trazadas. Gracias a él podemos saber si contamos con los recursos necesarios para seguir operando.
  • De tesorería:  es aquel que permite controlar y prever el dinero disponible de la empresa. Sus principales objetivos son identificar los flujos de entrada y salida del efectivo, analizar y reconocer posibles desequilibrios financieros, reparar el terreno para posibles dificultades definiendo acciones que permitan corregir los déficits.
  • De marketing: las organizaciones destinan una cierta cantidad de dinero para crear estrategias de comunicación y de exposición de la marca. Debe estar contemplado el dinero destinado para la organización de eventos, publicidad en sitios web, publicidad en medios tradicionales, redes sociales, agencias…

¿Cómo hacer un presupuesto?

  1. Tener metas definidas: es necesario saber cuales son nuestros objetivos para enfocar el presupuesto en acciones que vayan a cumplirlos de la mejor forma posible.
  2. Evaluar cuánto podemos invertir: hay que analizar cuál es la situación financiera de la empresa para estimar cuánto vamos a poder gastarnos y de que forma.
  3. Estudio previo de los valores: para poder fijar un presupuesto es necesario hacer un estudio de cuánto cuestan las acciones que vamos a realizar para estimar si podemos invertir en ellas o no.
  4. Ten una reserva: guarda una parte del presupuesto sin asignar para solventar posibles imprevistos que puedan surgir cuando comience el proyecto.

Saber más sobre budget