líderes en noticias de marketing, publicidad y marcas

Cliente ocasional

Se refiere aquellas personas, empresas u organizaciones que en ocasiones realizan la compra de un terminado producto, o que solo lo realiza una sola vez.

¿Cómo se comporta el cliente ocasional?

  • Va a realizar una compra excepcional por la razón que sea.
  • Por lo tanto la relación que establecerá con la empresa no tiene intención de continuar en un futuro.
  • Esto genera aun mayor desconfianza por parte del cliente en nuestra oferta y capacidad.
  • Revisa las opciones o diferentes ofertas con mayor profundidad, sobre todo en procesos de gran inversión de interés estratégico para el cliente.
  • El precio en este tipo de compra es importante, sin embargo, la confianza que seamos capaces de generar, la marca, la relación personal/profesional provoca más ventas que el precio en la mayoría de los casos.
  • El servicio posventa se convierte en esencial en ese proceso de confianza En ocasiones empezara a negociar la venta con nosotros en el momento en que se convence que nuestra oferta le agrada.
  • Utilizará las ofertas competidoras como argumentos de negociación.
  • El número de visitas del cliente se incrementará de manera importante con respecto al cliente asiduo, así como por nuestra parte y el periodo de proceso de compra se dilatará en el tiempo, de igual forma es muy frecuente que se incluyan agentes muy diferentes que en otros procesos no aparecen, familiares, conocidos, expertos, etc…

¿Cómo convertir un cliente ocasional en uno habitual?

  • Cuidar el contacto: una marca debe estar en contacto constante con sus clientes potenciales. Aplica a amigos y clientes, ya que de no leer sobre tu marca, las personas olvidarán tu producto. Un paso importante es mantener el contacto después de una compra, aunque por redes sociales y no por correo electrónico, ya que podría ser demasiado personal.
  • Productos personalizados: una estrategia de seguimiento personalizado debe ser una buena curación de contenido, que va desde envío de sugerencias, catálogos, y dependiendo de la compra, algunos presentes. Algunas marcas acostumbran a enviar desde bolsas, filtros digitales, herramientas de higiene personal o limpieza del hogar.
  • Suscripciones de productos desechables: si una marca consigue que los clientes compren productos muy duraderos, el engagement pierde sentido. En cambio, si vende productos desechables, será sencillo que los clientes vuelvan una y otra vez. Para ello, una suscripción podría ser muy útil, por lo que cuando un producto se acerca al final de su ciclo de vida, llegará uno nuevo, por lo que el consumidor no tendrá que ir a buscar uno nuevo. Una forma de conseguir que los clientes se suscriban es ofrecer descuentos en acuerdos más largos.
  • Beneficios a largo plazo: después de lograr que los clientes vuelvan una y otra vez, ahora las marcas deberán ofrecer beneficios exclusivos que muestren que valoran la continuidad. A menudo, las marcas ofrecen ventas, ofertas y cupones que solo pueden ser utilizados por nuevos clientes. O si la compañía tiene planes, puede informar a los consumidores de ellos, y eso generará un marketing de referencia que atraerá a más usuarios.
  • Buen servicio al cliente: el servicio al cliente genera una fidelidad permanente. Cuando un cliente siente que su satisfacción es la primera preocupación de una empresa, siempre querrá regresar cuando lo necesite.

Saber más sobre cliente ocasional