líderes en noticias de marketing, publicidad y marcas

¿Qué pensaría si entrara en el baño una persona usando las Google Glass?

Las Google Glass ya habían demostrado ser uno de los temas más mediáticos de los últimos meses, pero ahora parece que Larry Page, consejero delegado de Google, también lo es cuando se pone a hablar de las Gafas de Google.

Durante la reunión que Page mantuvo ayer con los accionistas de Google, este les aseguró que «todos van a acostumbrarse a las Google Glass y a otras piezas de tecnología portátil». Hasta aquí todo bastante normal, el problema empezó cuando Page comenzó a hablar sobre el controvertido tema de la privacidad.

Él opina que las preocupaciones sobre este tema son simplemente muy exageradas y aseguró que la invasión de la privacidad «no es una gran preocupación» para las Google Glass. «Hay cámaras por todas partes» añade. «No se contraigan de terror al pensar que alguien podría utilizar las Google Glass en el baño porque no se contraen de terror cuando alguien llega al baño con un smartphone al baño que puede tomar una foto».

Este pobre argumento no convenció a los accionistas al igual que tampoco acaba de convencer a los futuros compradores que sí están preocupados por la capacidad de las gafas de Google de grabar fotos y vídeos clandestinamente.

Un guiño de ojo es lo único que se necesita para que las Google Glass tomen una fotografía. ¿Nos daríamos cuenta de un gesto tan minúsculo? La respuesta a esta pregunta es lo que hace temer a accionistas y consumidores en los futuros momentos incómodos que se pueden producir en lugares tan privados como el baño, donde un usuario de Google Glass puede desatar todo tipo de desconfianzas.

 

¿Terroríficos los zombis? Un spot de Telefónica nos demuestra que en realidad son un "amor"AnteriorSigueinteEl 55% de los espectadores es consciente de la publicidad en televisiones conectadas

Noticias recomendadas