líderes en noticias de marketing, publicidad y marcas

AdBlock Plus forma un consejo independiente para decidir qué anuncios "cruzan la pasarela"

pasarela 2La industria publicitaria ha entrado en cólera y todo por culpa de Adblock Plus, el programa para bloquear anuncios más utilizado por los usuarios. La razón es que el software permite a las publicaciones mostrar ciertos formatos de anuncios considerados «aceptables» eso sí, acompañada de un pago.

Ahora la compañía acaba de anunciar que formará un consejo independiente que será el encargado de revisar qué anuncios serán los que pasen el filtro y cuáles no y entre los miembros se incluirán profesionales del sector publicitario. Se trata de un grupo formado por consumidores, editores y marketeros que, aunque todavía no está cerrado, se espera que se ponga en marcha el año que viene.

Hasta ahora, la compañía permitía mostrar ciertos anuncios considerados no intrusivos bajo criterios como la estaticidad, preferiblemente texto, sin animaciones, sonido o la habilidad de oscurecer la página así como debían incluir una identificación clara de publicidad y contener diferencias patentes con el contenido de la página que se visita.

Esta práctica ha sido señalada por muchos como un intento poco ético de la compañía por meterse en el bolsillo el gasto en publicidad a lo que Adblock Plus alegó que el 90% de las compañías presentes en la «lista blanca» no pagan y aseguró que su proceso «es abierto donde todos los solicitantes están en una lista pública y donde se puede ver qué anuncios están siendo permitidos con la opción de comunicarse con la compañía».

El cofundador de Adblock Plus, Till Faida, ha defendido que aunque el proyecto comenzó como un recurso abierto a la gente en un foro público, es complicado mantener la independencia de los criterios cuando es la única compañía comprometida con este aspecto. Por lo tanto, asegura que una mesa independiente es la solución al problema.

 

Si Volkswagen escapa de las garras de la muerte, será gracias a la publicidadAnteriorSigueinteGeneral Electric lleva los emojis a las aulas para despertar el interés por la ciencia

Contenido patrocinado