Digital

Andrew Mason (Groupon): "Si tienes hambre, quizás deberías pensar en Groupon"

Groupon es la nueva estrella de la red de redes. El portal de cupones de descuentos acumula no sólo millones de usuarios en todo el mundo, sino también cientos de millones procedentes de inversores.

Internet es hoy por hoy más que un lugar de encuentro virtual. Cada vez más servicios online conectan con las “vida real”. Y uno de ellos es sin lugar a dudas Groupon. La start-up norteamericana comercializa cupones de descuentos de negocios offline, ya sean restaurantes, empresas de servicios o agencias de viajes. Los usuarios de Groupon pueden, por ejemplo, cenar en un restaurante a mitad de precio. Sólo hay una condición: para beneficiarse del descuento deben encontrar a otros usuarios interesados también en la oferta.

Gracias a Groupon, su fundador, Andrew Mason, ha pasado en apenas dos años de ser un músico de una banda casi desconocida a un multimillonario con posibilidades de amasar una fortuna de dimensiones aún incalculables.

Mason fundó Groupon en noviembre de 2008 y actualmente está presente en 35 países. Hace un par de semanas, la empresa recibió una inyección financiera de 950 millones y su valor está estimado ya en 15.000 millones de dólares. Está claro que Mason acertó cuando rechazó la jugosa oferta de compra que Google puso sobre su mesa hace apenas un mes.

En una entrevista concedida a Focus, Mason proporciona algunas pistas sobre la “receta del éxito” de Groupon. “Cuando se tienen una buena idea, hay que convertirla lo más rápidamente posible en un negocio”, dice Mason. De todas formas, puntualiza el fundador de Groupon, para dar con una buena idea “se necesitan previamente muchas malas ideas”.

¿Cómo explica Mason la fulgurante historia de éxito de Groupon? “Creo sinceramente que nuestro portal ha dado solución a un problema del comercio local. Al fin y al cabo, sólo en los últimos dos años hemos llegado a los 50 millones de abonados”, afirma. “Nuestro objetivo es buscar un camino que conecte el mundo offline con el mundo virtual, para que el consumidor pueda beneficiarse de la eficiencia de la red de redes. Aspiramos a convertir Groupon en una parte esencial del comercio local”, indica Mason. “Si tienes hambre, deberías pensar en Groupon. Queremos ser parte de la vida diaria tanto de los consumidores como de las empresas locales”, subraya.

El fundador de Mason hace hincapié en que si Groupon conoce tan bien los negocios locales es porque son muy similares entre sí, independientemente de su lugar de origen. “Un spa de Turquía trabaja de manera muy parecida a como podría hacerlo uno de Munich o Chicago”, dice.

En cuanto a los planes de futuro de Groupon, Mason reconoce que su intención es expandirse por todos los rincones del planeta, pero no sólo eso. “Lo que realmente aspiramos a conseguir es cambiar la forma en que la gente compra en los puntos de venta offline. Queremos lograr una revolución similar a la que su momento operó Amazon en el comercio tradicional”, concluye.

Te recomendamos

TAPTAP

ICEMD

ADN

Recopilatorio

Enamorando

Compartir