líderes en noticias de marketing, publicidad y marcas

Apple hace trucos de "magia" con su nuevo iCloud

Un sistema operativo para Mac que hace más fácil la vida al usuario, un nuevo software para el iPhone que automatiza aún más el funcionamiento del smartphone de Apple, y un almacén online gratuito de datos. Éstas son las sorpresas que Apple regaló ayer a sus fans en su conferencia anual de desarrolladores (WWDC). Aun así, parece que estas sorpresas dejaron con más “hambre” de innovaciones a los incondicionales de la empresa de la manzana.

Las palabras mágicas se pronunciaron, pero se hicieron esperar. Dos horas después de la charla inaugural de la conferencia anual de desarrolladores de Apple (WWDC), Steve Jobs pronunció las palabras que esperaba un auditorio de cerca de 4.000 personas: “Hay una cosas más”. Esa cosa más no era ni el nuevo iPhone ni el esperado iMac con pantalla táctil. Los ases que Jobs se sacó ayer de la manga venían en forma de software, sólo software.

Con el nuevo software presentado ayer en sociedad por Apple, la compañía de Cupertino automatiza las funciones de sus diferentes dispositivos de hardware para hacer la vida más fácil al usuario.

Hasta ahora, cuando un usuario del iPhone o del iPad quería utilizar estos dispositivos por primera vez, debía conectarlos primero con un ordenador para activarlos online. Este antiguo “quebradero de cabeza” desaparece ahora por arte de magia. La combinación del nuevo sistema operativo iOS 5 y del servicio de computación en la nube iCloud hace todo mucho más sencillo. Ya no es necesario conectar un iPhone o un iPad a un ordenador para que éste entre en funcionamiento. En lugar del viejo símbolo para conectar el dispositivo a un ordenador, al encender un iPhone o un iPad el usuario encontrará un sencillo mensaje de bienvenida y podrá activar el dispositivo a través de redes wifi.

Por otra parte, los datos recopilados por el usuario con la ayuda de varios aparatos podrán ser reproducidos con el nuevo servicio iCloud de manera totalmente inalámbrica. iCloud es el sucesor del poco exitoso servicio online de Apple Mobile Me, que desaparece ahora para dar paso a su heredero. Para la puesta en funcionamiento del neuvo iCloud, Apple cuenta con un gigante centro de datos de Carolina del Norte. El nuevo servicio será gratuito e incorporará todas las funciones que integraba hasta ahora Mobile Me. Este último llevaba aparejada una cuota anual para el usuario de 79 euros, que desaparecerá con la entrada en escena del nuevo iCloud.

Para Steve Jobs, el iCloud es un proyecto que lleva en la incubadora desde hace casi 15 años, pero que no había podido concluirse hasta ahora. Ya en la conferencia anual de desarrolladores de 1997, Jobs apuntó que sería estupendo poder conectarse a un servidor virtual para tener acceso a todos los datos almacenados por el usuario.

El nuevo iCloud dejará su huella en los distintos dispositivos de hardware de la empresa de la manzana. El nuevo sistema operativo para ordenadores Mac, el Mac OS X 10.7 Lion, integrará, por ejemplo, una función para el almacenamiento automático de datos y de los cambios introducidos por el usuario en el dispositivo. iCloud se encargará después de poner un “candado virtual” a estos datos en la nube.

Una vez que el usuario haya almacenado los datos en la nube, podrá acceder a ellos de manera automática desde cualquier dispositivo con su cuenta Apple. De esta manera, los datos almacenados por el usuario podrán estar sincronizados en cuestión de segundos en todos y cada de sus aparatos de hardware, informa Spiegel.

Otra de las ventaja del nuevo servicio iCloud es que el usuario podrá actualizar el software del iPhone y del iPad sin tener que hacer una parada previa en su Mac o su PC. Con el nuevo sistema operativo iOS 5, el iPhone, el iPad y el iPod podrán conectarse de manera inalámbrica con iCloud e intercambiar datos con el ordenador personal del usuario.

Muchos esperaban que el nuevo iCloud integrara música y Apple no ha decepcionado a sus fans. Con “iTunes in the Cloud”, el usuario podrá descargarse en cualquiera de sus aparatos las canciones compradas previamente en iTunes Store. Las nuevas compras se descargarán asimismo de manera automática en todos los dispositivos del usuario conectados por una misma cuenta. Además, de la mano de “iTunes Match”, el usuario tendrá también la posibilidad de almacenar en la nube canciones grabadas en CD’s sin necesidad de tener que subirlas físicamente al servidor. El software reconoce automáticamente las canciones y las sustituye por las ya almacenadas en el servidor de iTunes.

Para la activación de este servicio, el usuario deberá pagar una cuota anual de 24,99 dólares, una cuota bastante más económica que la del servicio equivalente ofrecido en la actualidad por Amazon. El gigante del comercio electrónico exige a sus usuarios una cuota de 50 dólares por 5.000 canciones y de 200 dólares por 20.000 dólares. De todos modos, “iTunes Match” estará limitado por el momento a Estados Unidos. A Europa llegará cuando Apple cierre las correspondientes negociaciones con las compañías discográficas del viejo continente.

Para adquirir el nuevo sistema operativo iOS 5, el usuario tendrá que el esperar hasta el otoño. El Mac OS X 10.7 Lion no se hará tanto esperar y llegará en julio. El nuevo “iTunes in the Cloud” está ya operativo, aunque en versión de prueba.

Apple desplegó ayer en el escenario de su conferencia anual de desarrolladores muchos “prodigios” que algunos se le antojaron, sin embargo, insuficientes. Las mejoras en los sistemas operativos iOS y Mac eran al fin y al cabo completamente necesarias, iCloud era un paso inevitable ante la tendencia al alza protagonizada por los servicios de computación en la nube, y entretanto el esperado iPhone 5 continúa “en el limbo”.

 

eBay adquiere Magento, la compañía de ecommerce de código abiertoAnteriorSigueinteFacebook podría superar a Google en ingresos por publicidad

Noticias recomendadas