Digital

Calidad, seguridad y eficacia: retos normativos de las nueva era digital

digitalRepresentantes de la industria publicitaria digital, de los poderes públicos y de la abogacía tecnológica se congregaron el 30 de noviembre en el Ateneo de Madrid por el VI Congreso de Regulación Publicitaria Digital de IAB Spain. Una cita obligada para conocer de primera mano la última información acerca de la normativa digital y las futuras tendencias.

Antonio Traugott, director general IAB Spain, abrió el evento. Aludió a los retos y oportunidades que se avecinan en el futuro. Entre tales desafíos, destacan la cibereconomía y la seguridad como palancas que influyen en el avance de los países, de acuerdo con el directivo. De hecho, "es un reto de las administraciones y solo con el intercambio de ideas, de experiencias, se podrá tomar la decisión más acertada".

La cita, además, sirve cual punto de encuentro y de “diagnóstico” para comprender el panorama digital actual e impulsar la competitividad. “Se trata de cambiar procesos, de cambiar sistemas de trabajo”, apuntó Traugott. “Estamos intentando salir de esta dinámica, poner en manos de los consumidores actuales formas y procesos actualizados”.

Y la justicia española no es ajena a semejante carencia de modernización, tal y como recalcó el director general de IAB Spain. Incrementar la digitalización en materia legislativa podría impulsar el PIB español unos 1.000 euros anuales por persona.

Pese a que las administraciones no estén adaptadas a la era digital, sí lo están los usuarios. “El 75% de los internautas se enteran de la actualidad por medio de las redes sociales”, recalcó Traugott. “Redes que no solo sirven para comunicarse o hacer de la comunicación una más fluida, sino también para generar nichos de oportunidad”.

No podía omitir la preocupante tendencia de la ciberdelincuencia. El volumen de dinero que mueve esta práctica delictiva, de hecho, superará a la delincuencia tradicional. Hablamos de cantidades solo por debajo del volumen de capital de la prostitución, subrayó el directivo. Por esto mismo, se están poniendo en marcha programas que regulen los delitos nacidos bajo el amparo digital. No son “soluciones mágicas, son soluciones lógicas”.

Para dotar de seguridad el acceso en las redes, será necesario implementar el trinomio calidad, eficacia y seguridad. Son los tres conceptos que, como reto, las administraciones públicas en materia de legislación digital, concluyó el director general de IAB Spain.

Continuó la interesante jornada con la keynote del experto en internet Andreu Veà, digital champion for Spain at European Commission y presidente de la Internet Society. Desde un enfoque interactivo, realizó una interesante ponencia que abordaba el panorama actual de la digitalización de la sociedad.

Basado en la premisa “quien escucha, olvida; quien ve, recuerda; quien hace, aprende” incluyó a los asistentes en una charla interactiva, que trasladó al pasado a modo de comprender los disruptivos cambios de la revolución digital, apenas en cien años.

digital

“Estamos hablando de que, en una sola generación, las cosas cambian”, detalló. De media, los profesionales pasan mucho menos tiempo en una misma empresa. Y no solo eso, además, “la mitad de las universidades desaparecerán en diez años” en palabras de Veà.

Internet está truncando las bases del negocio, aunque no todo son buenas noticias. “No hay nada más difícil que cerrar un sistema abierto”, defendió el experto. Y por esto mismo el malware, esto es, los programas informáticos malignos, se propagan como la espuma por la red de redes. Ahí reside la importancia de poner en marcha buenas prácticas en materia de seguridad informática.

Más adelante recopiló algunos de los eventos más emblemáticos de la era digital. Veà, quien se define a sí mismo como “el biógrafo de internet”, rememoró sus entrevistas a las figuras más influyentes en la creación de internet como se conoce actualmente.

“Los llamo los VIP: viejos y pobres”. Nada que ver con los billonarios admirados por todos. Mark Zuckerberg, Bill Gates o Steve Jobs, entre otros, pudieron hacerse ricos “gracias a que los creadores de internet no lo patentaron”, subrayó.

Todo ello se resume en su libro "Cómo Creamos Internet". En él se incluyen las entrevistas y conclusiones de sus muchas conversaciones con los creadores de la red. “Pero no he venido a hablar de mi libro”, comentó entre risas.

Después detalló los últimos avances tecnológicos, desde las creaciones más conocidas como las apps o el IoT hasta el Li-Fi, la alternativa al Wi-Fi que funciona por medio de la luz, pasando por las impresoras 3D, las cuales pueden imprimir incluso alimentos.

Asimismo, puso de manifiesto una realidad inquietante. “Sus nietos no verán sus fotos” defendió, basándose en la fugacidad y la usabilidad que rigen los comportamientos de las nuevas generaciones. Para evitar la pérdida de información, recomendó a los asistentes guardar sus archivos en formatos tangibles, como las tarjetas de memoria, y no en la nube.

El gurú de internet reflejó a continuación algunos datos y estadísticas de los usuarios 2.0. Acertó con sus estimaciones, pues todo está en la red. “La privacidad ha muerto, señores”, expuso. La guerra de la privacidad ya la hemos perdido, según estimó Veà. Y la guerra de la seguridad podíamos perderla próximamente

Finalizó la jornada, sin embargo, llamando al optimismo. “El mundo ha cambiado y esto solo acaba de empezar. Y será muy divertido”. De esta manera puso punto y final a una entretenida intervención que reflejó el panorama actual digital y cómo influye positivamente en el avance de los países.

Más tarde tuvo lugar una mesa redonda titulada “Palancas para el crecimiento de la economía digital”. Desde un enfoque trasversal, abordó las posibilidades de internet en un debate moderado por Francisco Ruiz, head of public pollicy and government relations Google Spain & Portugal. Intervinieron Elena Pisonero, presidenta de Hispasat; Pablo García Mexía, of counsel en Ashurst LLG, cofundador de Syntagma; Pilar del Castillo, diputada en el Parlamento Europeo (Grupo Parlamentario Popular Europeo); Cristina Morales, subdirectora general de la Sociedad de la Información, Ministerio de Energía, Turismo y Agenda Digital; además de Bernardo Navazo, de la Spanish Startup Association.

Pablo García abrió la mesa con una intervención que dibujó el escenario regulatorio actual en la Unión Europea. “Es mejor estar en los zapatos de un consumidor europeo que estar en los zapatos de una empresa europea”, defendió. Así expuso cómo el panorama legislativo actual incide en la economía de libre mercado en aras de la privacidad de los usuarios.

Cristina Morales, por su parte, se lamentó de la lenta adopción de las instituciones. “La regulación siempre va por detrás de la tecnología”. Para avanzar más rápido de forma comunitaria y global, señalaron los expertos que sería necesario implementar una “estandarización”.

Navazo, a su vez, reflejó la situación de las startups y por qué son cruciales para la economía digital. El motivo principal reside en su “potencial de escalabilidad”, que permite adoptar las nuevas tecnologías a cualquier nicho geográfico. Opciones posibles gracias a la globalización y la potencialidad de internet, el motor de su hipercrecimiento.

Ahora bien, “la startups tensionan los marcos jurídicos existentes”, reconoció Navazo. Detalló asimismo que los modelos regulatorios actuales no están adaptados a las necesidades actuales. Ruiz concluyó la mesa comparando los sistemas europeos y anglosajón. A diferencia de este primero, "el sistema anglosajón es más proclive a la innovación" expuso, animando a los asistentes a emprender.digital

Te recomendamos

Eficacia

Atresmedia

ADN by DAN

icemd

Compartir