líderes en noticias de marketing, publicidad y marcas

Derecho al olvido vs. libertad de expresión: el caso de El País y el cirujano Guidotti

Lo que la mente olvida, el internet recuerda, dirán algunos. En especial aquellos que han sido mencionados en la red de forma negativa. El cirujano plástico, Hugo Daniel Guidotti Russo, es uno de estos afectados aquí en Madrid, ya que utilizando el buscador americano Google la primera página encontrada es una del diario El País. La historia de una paciente afectada, debido a los errores de un tratamiento quirúrgico de Gadotti, afectan la imagen del cirujano y éste ya ha presentado su caso ante las autoridades.

Desde que el archivo del diario EL País se digitalizó, se pueden encontrar en la red noticias de cualquier año, lo cual ha ampliado las búsquedas de información dentro de  los buscadores conocidos. El caso de Guidotti muestra que la red, si bien es muy informativa, suele mantener presente detalles que algunos desearían no ver. El daño de imagen, y por lo tanto, financiero, es un tema que está afectando a algunos negocios en Europa. El tribunal español se encuentra actualmente analizando el caso y ya está planeado discutirlo en el Tribunal Europeo de Luxemburgo, donde además se escucharán casos similares.

Ante esta queja, Google se mantiene firme a su decisión de que no eliminará ni censurará noticias que se encuentren en la red, agregó además que estas acusaciones deberían dirigirse no al medio que las difunde, sino a quien las crea. Por otro lado, el diario El País mantiene su filosofía de la libertad de expresión, con lo cual el caso Guidotti se mantiene sin posible solución.

El caso de la chica de 21 años, cuyo sueño por operarse los pechos cayó en picada luego de una intervención quirúrgica, realizada por Guidotti, que le hizo no sólo perder la sensibilidad de los mismos, sino que además eliminó la posibilidad de amamantar y dejó huellas graves tanto físicas como emocionales. Su caso fue presentado ante las autoridades acusando a Guidotti de una “negligencia profesional” de la cual la paciente exigía una indemnización de 500 millones de pesetas (3 millones de euros) y prisión por mínimo 6 años para el acusado. Hoy, Guidotti considera que esta noticia ya no debería aparecer en internet porque “ya ha sido publicada”. El caso de esta paciente no quedó indemnizado, pero se mantiene presente a los ojos de Google.

A este caso agrega la comisaria de justicia Viviane Reding que: “el espacio privado debe incluir el derecho de poder olvidar”, comenta además que los ciudadanos deberían tener el derecho de poder “borrar” ciertas informaciones que circulan en internet. Por otro lado, las autoridades mantienen que lo que se discutirá en el Tribunal Europeo de Luxemburgo deberá ser respetado por Google, quien en su normativa presenta que respeta las leyes europeas.

 

Las empresas informativas tienen que ser el centro de datos de confianza que demanda el mercadoAnteriorSigueinte8 preguntas que hay que hacerse antes de empezar una estrategia de geolocalización

Noticias recomendadas